Así debes pedir un aumento de sueldo

Para pedir un aumento de sueldo y maximizar el éxito, debes ser un empleado valioso para la empresa y conocer tu precio de mercado. Asimismo, debes hacerlo presencialmente y pedir aumentos graduales y realistas

Pedir aumento de sueldo

Sabemos que todos los años la vida sube, pero los salarios no suben tan fácilmente. Por este motivo, es interesante plantear un aumento de sueldo, el cual no solamente servirá para no perder poder adquisitivo, sino que será un reconocimiento a nuestro trabajo.

Sin embargo, pedir una subida salarial a un jefe requiere de cierta preparación para maximizar el éxito. Si crees que te mereces un aumento de sueldo, hoy aprenderás cómo solicitarlo correctamente.

Tips para pedir un aumento de sueldo

En primer lugar, no tengas miedo de pedir un aumento de salario si crees que te lo mereces. En muchas ocasiones, tenemos miedo de que piensen mal de nosotros al hacerlo, pero nada más lejos de la realidad. Es más, a veces podría incluso ser positivo, ya que te identifica como un empleado ambicioso.

Otra cosa que debes valorar es la fecha en la cual pides el aumento. Por ejemplo, algunas empresas hacen la revisión salarial anualmente, algo que facilita las cosas a nivel contable. Por este motivo, si lo pides en diciembre aumentarás las posibilidades de éxito.

Antes de pedir el aumento de sueldo debes analizar cómo está el mercado, es decir, qué salarios cobran los que realizan funciones similares a las tuyas. Si estás cobrando por debajo del precio de mercado, tendrás más opciones de lograr el aumento.

Eso sí, la empresa debe ganar con tu aumento, así que debes ser un empleado valioso. Debes aportar valor y demostrarlo, explicando los beneficios que obtiene la empresa contigo y cómo has mejorado el aumento. Si es preciso, redáctalo por escrito en un informe, aunque hazlo breve.

Cuando tengas el informe, lo mejor es reunirse presencialmente con tu jefe para hablar sobre ello. Al ser un tema tan personal, es mejor hacerlo presencialmente. En cualquier caso, hazlo sin presiones y con normalidad, sin ponerte nervioso y de forma relajada.

Otra de las dudas que surgen es saber cuánto dinero tienes que pedir. Los aumentos deben ser graduales, pues ninguna empresa te va a duplicar el salario de un día para otro, aunque el precio de mercado así lo dictamine. Por ejemplo, si cobras 20.000 euros al año, puedes subir hasta 23.000 como mucho.

En el caso de que no consigas el aumento deseado, tienes varias opciones. La primera es ir pidiendo pequeños aumentos cada año hasta que termines llegando al sueldo que demandas, en lugar de hacerlo de golpe. La segunda es cambiar directamente de trabajo, algo que no te costará si tu sector no está en crisis y si eres un empleado valioso y demandado.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...