Los recortes mantienen en alerta al sector sanitario

Ha sido Convergència i Unió, partido recientemente llegado al gobierno de Cataluña, quien ha abierto la caja de pandora de los recortes en dos de los sectores públicos más delicados: educación y sanidad. Especialmente en el segundo la respuesta de la sociedad ha sido contundente, sobre todo al comprobarse que medidas que se negaban desde la administración empezaban a producirse en hospitales. Reducción en el número de intervenciones, cierre de camas… Una acumulación de hechos que tuvieron su primera reacción en masa el pasado 14 de abril en Barcelona, donde unas 10.000 personas (según la Guardia Urbana) tomaron el centro de la ciudad para protestar contra los recortes. Uno de los argumentos más empleados por sindicatos y colegios de médicos es que en ningún momento se les ha pedido la opinión sobre el cómo y el dónde de un ahorro necesario pero, a la vez, de consecuencias delicadas.

Fachada modernista del Hospital de Sant Pau, Barcelona

En los últimos días el conseller de Salut, Boi Ruiz, ha reconocido la contundencia de unos recortes que se calculan del 10% (1.000 millones de euros). Eso se traduce no solo en una cuestión de infraestructuras o servicios, sino también de empleo. Así, ha reconocido que se prescindirá sobre todo de médicos interinos y suplentes y que no se suplirán las plazas que queden vacantes, por ejemplo, por jubilaciones. «Lo que se pueda hacer con plantillas fijas de los centros se hará con las plantillas fijas de los centros», declaró según cita La Vanguardia. Con todo ello, y ante el malestar general, ha anunciado que abrirá esta semana un proceso de negociación con el sector.

Según ha publicado recientemente Cinco Días, la situación en Cataluña alerta también al sector sanitario en el resto del Estado, pues varias voces apuntan a que podrían generalizarse medidas parecidas después de las elecciones del 22 de mayo. En el artículo se apunta que los primeros profesionales de los que se podría prescindir son los extracomunitarios, cuya presencia ha aumentado en los últimos años como consecuencia de la limitación del número de licenciados que sale de cada promoción en nuestro país. A su vez, el personal médico podría marcharse a otros países de la Unión Europea donde los profesionales españoles, sobre todo los de enfermería, están muy bien valorados. La disposición a la movilidad, pues, podría ser determinante para mantener el equilibrio en el sector. No obstante, por ahora todo son conjeturas.

Foto: Hospital de Sant Pau por vito7 en Flickr.com.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...