Las consecuencias más graves de la crisis laboral

Como consecuencia de la crisis se registran niveles históricos que alarman a todos los trabajadores.

La crisis sigue siendo noticia, y en este caso no deja de afectar al ámbito laboral. Esta vez llega de la mano de un anuncia del Departamento de Comercio de los Estados Unidos, quien informó esta mañana el retroceso que se produjo durante marzo. Se trata de otro nivel histórico en la caída del empleo.

Un crisis que afecta a todo el mundo

Un crisis que afecta a todo el mundo

Los datos coinciden con las estimaciones de los analistas y condicionan a los inversores bursátiles.
Más precisamente, el gobierno de los Estados Unidos informó que la tasa de desempleo se incrementó hasta 8,5% en marzo, un índice desconocido en más de un cuarto de siglo.

Durante ese período, se perdieron 663.000 puestos de trabajo, según detalló e el Departamento de Comercio norteamericano.

En enero, mes en que la economía tuvo una pérdida neta de 651.000 puestos de trabajo, el índice de desempleo se ubicó en el 8,1% de la fuerza laboral, el más alto en 25 años.

Vale recordar que desde que comenzó la recesión en diciembre de 2007, la economía de los Estados Unidos han perdido unos 4,7 millones de puestos de trabajo. Las eliminaciones de empleos en enero y febrero afectaron tanto al sector de servicios como al fabril.


Algunos días atrás, el Departamento de Comercio informó que la cifra semanal de solicitudes de subsidio por desempleo aumentó en 12.000 la semana pasada y que llegó a 669.000, el nivel más alto desde octubre de 1982.

El promedio de las solicitudes en cuatro semanas subió en 6.500 y llegó a 656.750, que es también el puesto más alto desde octubre de 1982.

En la semana anterior, la cifra de personas que percibían el subsidio, pagado por los gobiernos de los Estados, subió en 161.000 y llegó a la cifra sin precedentes de 5,73 millones, 96% más alta que el año anterior.

El promedio en cuatro semanas del número de personas que seguían recibiendo los cheques de desempleo subió en 163.500 y llegó a la cifra sin precedentes de 5,5 millones, según el informe del gobierno.

El dato semanal de solicitudes refleja el ritmo de pérdida de puestos de trabajo y la cifra de quienes continúan recibiendo el subsidio muestra cuán difícil es conseguir un empleo nuevo.

Indices records e históricos

Indices records e históricos

Con la pérdida del empleo, empiezan a surgir otros problemas lógicos que son las consecuencias más directas de una inactivación de la liquidez. Básicamente lo que acurre es que quienes han incurrido en créditos se ven en la imposibilidad de solventarlos, ya que muchos jefes de familia se han quedado sin empleo, o deja ser una prioridad antes la recesión.

Más puntualmente, con un retraso de al menos 30 días subió en 3,22% en el último trimestre de 2008, desde 2,29 del trimestre anterior.
Más consumidores norteamericanos se retrasaron en los pagos de sus préstamos que en el pasado y el problema podría empeorar, ya que millones de estos se encuentran sin trabajo.

De acuerdo a la Asociación de Banqueros de Estados Unidos, que representa a la mayoría de los bancos y compañías de tarjetas de crédito de los EEUU, el porcentaje desestacionalizado de los préstamos de los consumidores con un retraso de al menos 30 días subió en 3,22% en el periodo de octubre a diciembre desde 2,29 del trimestre anterior.

La ABA (siglas en inglés de la asociación) dijo que la tasa del cuarto trimestre era la más alta desde que empezó la medición en 1974, con la mora en ascenso en casi todas las categorías.

Según la asociación, es poco probable que estas tendencias de crédito mejoren antes del 2010. Las pérdidas de empleos realmente lastiman a la economía y continuarán infligiendo dolor por varios meses más, según dijo en una entrevista James Chessen, economista jefe de ABA.
También agrego que entre más grandes son las pérdidas de empleo, más severo es el impacto en los mercados crediticios.

En el caso de los créditos hipotecarios, se presenta la situación más preocupante; Una baja sostenida de los intereses es necesaria para sofocar la oleada récord de ejecuciones y, a la vez, detener la caída de precios de las propiedades.
Las tasas hipotecarias en los Estados Unidos cayeron a mínimos históricos durante la semana pasada.

La tasa hipotecaria a 30 años promedio cayó 0,07 puntos porcentuales en la semana terminada el 2 de abril a un 4,78%, el resultado más bajo desde que Freddie Mac empezó a registrarlas semanalmente en 1971.

Esta tasa es 1,10 puntos porcentuales más baja que en la misma semana del año anterior.

Las tasas hipotecarias siguieron otras bajas de tasas de interés esta semana en medio de reportes de crecimiento económico más lento, según indicó Frank Nothaft, economista jefe de Freddie Mac, en un comunicado.

Sirviendo como un estímulo para las ventas, la capacidad de acceso a una vivienda alcanzó máximos históricos en febrero del 2009, basado en un sondeo de la Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios, que también data de 1971, agregó.

Una baja sostenida en las tasas hipotecarias es necesaria para sofocar la oleada récord de ejecuciones hipotecarias que recortó los precios y las ventas de las casas.

Freddie Mac informó que la tasa de interés promedio en un préstamo a 15 años cayó a un 4,52% desde un 4,58% de la semana previa y desde un 5,42% de un año anterior.

En el caso de Alemania, la situación no es muy diferente. Con el aumento de marzo, el índice de desocupados se ubicó en 8,6%, lo que representa más de 3,5 millones de personas, según informó el gobierno alemán.

El número de desempleados en Alemania creció en marzo 34.000, a un total de 3.586.000, lo que equivale al 8,6% de la población activa, una décima más que el mes anterior, según datos de la Oficina Federal de Empleo dados a conocer en Nuremberg.

En marzo de 2008, había 78.000 desempleados menos y la tasa se situaba en el 8,4 por ciento.

En términos corregidos por factores estacionales, la cifra de desocupados en marzo subió 69.000, a 3.401.000. En los estados federados orientales, los pertenecientes a la extinta República Democrática Alemana (RDA), el desempleo bajó 12.000 personas, mientras que en el oeste, un territorio mucho mayor, lo hizo 57.000.

El presidente de la entidad, Frank-Jürgen Weise, explicó que el desempleo aumentó como consecuencia de la recesión económica. La debilidad coyuntural se deja sentir cada vez más en el mercado laboral.

Los tres principales indicadores tuvieron una evolución negativa: el desempleo subió, el número de empleados asegurados cayó y la demanda de mano de obra siguió retrocediendo.

Por otra parte los recortes de la semana laboral dispuestos por numerosas empresas contribuyeron a estabilizar el mercado laboral. Según la oficina de Nuremberg, desde noviembre de 2008 hasta febrero de 2009, 1,626 millones de personas se acogieron a esta reducción de jornada, es decir 26 veces más que en el mismo período del año pasado.

La entidad espera que en marzo se registre un récord de solicitudes de recorte de jornada. Según sus portavoces, podría haber hasta 740.000 peticiones, de acuerdo con datos provisionales.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...