¿Qué hace un social media manager y cómo dedicarse a ello laboralmente?

El Social Media Manager es la persona encargada de diseñar las estrategias de redes sociales en las empresas. Realizan diferentes funciones como hacer estudios de mercado, crear contenido, elegir redes sociales, hacer la hoja de ruta, estar actualizado, controlar presupuestos, anticiparse a las crisis, controlar al CM y analizar los resultados

Social media manager

Una de las profesiones del futuro con mayor demanda es la de Social Media Manager. Se trata de un puesto de trabajo muy requerido por las empresas, aunque mucha gente realmente no sepa ni lo que es.

Debido a la gran cantidad de términos y anglicismos relacionados con internet y las redes sociales, es normal confundirse y no saber exactamente lo que es un Social Media Manager. Por este motivo, te vamos a explicar exactamente lo que es y cómo podrías dedicarte a esta profesión si quisieras.

¿Qué es un Social Media Manager?

Un Social Media Manager es un gestor de redes sociales. Es el encargado de crear una estrategia de redes sociales para una empresa, además de crear su presencia en los medios sociales.

Debe conocer los objetivos de la marca y diseñar un plan acorde a los mismos. Para ello, deberá conocer las diferentes herramientas de promoción online y saber aprovecharlas, además de saber monitorizar e interpretar los datos obtenidos.

¿Cuáles son sus funciones?

Si no te ha quedado claro, vamos a explicar con más detalle cuáles son exactamente sus funciones.

Estudios de mercado

El Social Media Manager es el encargado de crear los estudios de mercado. Analiza las necesidades del consumidor, las redes que usan y qué tipo de contenido y producto quieren.

El Social Media Manager también crea contenido

La creación del contenido es fundamental, así que el SMM está al frente de esta función. Es el encargado de supervisar a los redactores, creadores de vídeo y CM, dándoles indicaciones para seguir y cumplir con los estándares de la marca.

Elegir redes sociales y plataforma

Después del estudio de mercado, el SMM sabrá qué plataformas y canales son los mejores para conseguir audiencia. No todas son iguales y cada una tiene un público objetivo, así que esta labor es más importante de lo que pueda parecer.

Diseño de la hoja de ruta

Ahora es el turno de realizar una hoja de ruta, es decir, indicar a los demás lo que debe hacer y cómo hacerlo para conseguir los objetivos.

Estar actualizado

Las redes e internet cambian cada día, incluyendo cambios de algoritmos de búsqueda y canales nuevos. Por ello, el Social Media Manager debe estar siempre atento a todo lo que salga y conocer la actualidad de todo lo que ocurre.

Interpretar y analizar resultados

Una vez que se haya terminado la campaña, hay que analizar los resultados y tratar de sacar conclusiones. Eso permite detectar los errores y aciertos, mejorando cada vez más las estrategias de cara a las campañas siguientes.

Asignar los presupuestos

Las empresas tienen un presupuesto limitado para redes sociales y el SMM es el encargado de manejarlo. Es el que dirá en qué se gasta y cómo se gasta, tratando de conseguir siempre la máxima eficiencia, es decir, conseguir el máximo gastando el mínimo.

Anticiparse y responder a las crisis

A veces las cosas no salen bien y el SMM debe anticiparse a las posibles crisis. Puede haber problemas con las redes sociales, con errores cometidos, con malos comentarios por parte de alguien de la empresa, con algún producto defectuoso o simplemente ser víctimas de un ataque de «trolls». Para evitarlo, el SMM creará un plan para actuar en estos casos.

Supervisar al Community Manager

A menudo, se confunde al Social Media Manager con el Community Manager, pero no son lo mismo. Es más, el primero está por encima del segundo y el que se supervisa su trabajo y le da la hoja de ruta a seguir.

La diferencia entre ambos es que el SMM hace más un trabajo de planificación, mientras que el CM hace más un trabajo de gestión. Eso sí, el CM también tomará algunas decisiones, como las decisiones tácticas, la creación de conversación y el fomento de relaciones con clientes y clientes potenciales.

Cómo ser Social Manager

Para ser un Social Manager, deberás especializarte en marketing digital. Eso incluye conocer las competencias digitales y tener algunas habilidades técnicas, relacionadas con la interpretación de datos y la ejecución de estrategias.

Generalmente, se suele acudir a la universidad para estudiar alguna carrera de la rama del comercio y luego se realiza un máster para especializarse, aunque también hay personas que lo han conseguido hacer de forma autodidacta.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...