Más obras de teatro con sus guiones para el día de la madre

El día de la madre está cada vez más próximo y debemos empezar a pensar en un bonito regalo si es que no lo tenemos preparado ya. Un detalle comprado seguro que le gustará a nuestra madre pero nada tiene más valor que algo que hemos hecho con nuestras propias manos, un obsequio único y pensado especialmente en ella. Puede que este regalo no sea una manualidad sino una obra de teatro con sus guiones para el día de las madres. ¿Te animas?

Más obras de teatro para el día de la madre

Más obras de teatro para el día de la madre

Una obra de teatro para el día de las madres puede ser una forma muy sincera y personal de demostrarle a nuestra madre cuánto la queremos. Hace un tiempo te propusimos una obra sencilla, y ahora te proponemos una representación un poco más complicada que puedes hacer involucrando a toda la família. Siéntete libre de modificar, añadir o eliminar personajes, porque lo que importa es que representes los sentimientos que tienes por tu mamá.

Y, en el caso de que no te guste esta historia puedes consultar otra obra de teatro para el día de las madres aquí.

OBRA: EL FESTIVAL, DE  Jorge Alberto Durán Ramírez (1991)

José.- (Voz en off, es la misma voz que dio las dos primeras llamadas) Atención por favor, esta es tercera llamada. La Dirección General, así como los alumnos agradecen a todas las madrecitas su presencia en este día. (el tono es de discurso político) Hoy diez de mayo, celebramos un día más a la mujer, a la mujer que nos dio a luz, que nos da al mundo…
Ignacio.- (Entra seguido de José) Que nos das en la torre si hablas como político, este es un festival para las mamás, no un mitin protestando porque no nos dan dinero.
José.- Ni permisos, ni bailes, nunca nos dan chance de hacer algo que nos divierta.
Ignacio.- ¡Ya! Párale, miren al mártir, (lo imita) no nos dan permiso, pero bien que te lo tomas ¿cuántas veces te fuiste de pinta en esta semana?
José.- (Como que no oye) Ya viste que no barrieron el piso.
Ignacio.- No te hagas que no te queda. Y el sábado que me hablaste para decirme que te ibas con quién sabe quién, pero que habías dicho que venías a estudiar conmigo.
José.- Nada más fue una vez.
Ignacio.- Una vez a la semana ¿verdad?
José.- Además valió la pena, porque por fin cayó Juanita.
Ignacio.- ¿No me digas que…? (José 1 afirma con la cabeza) ¿Ella? (José afirma nuevamente) ¿Y la besaste? (con los dedos dice 3) ¿tres veces? Pues no te creo porque eres remiedoso para llegarles a las muchachas.
(Entran Juanita y Lupita)
Lupita.- ¿De qué muchachas hablan? Que me voy a poner celosa Ignacio (le da un beso en la mejilla) Hola José.
Ignacio.- Hablábamos de que el sábado José salió con…
José.- (interrumpiéndolo) con mi mamá al centro y vimos a dos muchachas pidiendo limosna.
Ignacio.- ¿No me dijiste que tu habías…?
José.- Que les había dado dinero para un taco.
Ignacio.- Ya entiendo (hacia las muchachas) Bueno chicas ¿les recordaron a todos que hoy era el ensayo general?
Lupita.- Sí, les dijimos a todos que era a las diez.
Ignacio.- (Grita espantado) ¿A las 10? No inventes, quedamos a las nueve, acuérdate ¿y ahora? (ve el reloj) son las nueve y media en lo que llegan serán las diez y media, a las 11 vienen a ocupar este lugar otros grupos, ¿qué vamos a hacer? ¿qué vamos a hacer con media hora? (sale seguido de Lupita)
Juanita.- ¿Y nosotros que hacemos?
José.- Pus… esperar (pausa, no sabe que hacer, y pregunta como por casualidad y como si no le interesara) Oye Juanita, ¿tienes novio?
Juanita.- ¿Yo? No, ¿para qué?
José.- (sorprendido con la respuesta) Para… para… para que te acompañe a la salida, te cargue tus cosas, te invite a bailar, al cine, te ayude con la tarea, (a medida que va diciendo, ella lo mira con aceptación y se acercan lentamente) para que te bese (se rompe el encanto)
Juanita.- No, yo vengo a la escuela a estudiar, no a tener novio.
José.- (acercándose) Pus somos novios de la puerta pa’fuera, y aquí adentro te ayudo a estudiar. Di que sí y se lo decimos de sorpresa a nuestras mamás
Juanita.- (Saliendo y no muy convencida) No, no quiero, mi mamá no me daría permiso, me castigaría y me… (antes de salir) déjame pensarlo, te digo después
José.- (lanza un grito de alegría y sale por el lado contrario)
(Entra grupo de baile regional)
Uno.- Te digo que era a las diez, no hay nadie todavía.
Dos.- Y yo te juro que era a las nueve
Tres.- Oigan chavos, porqué no aprovechamos para darle una repasada, estamos solos Todos.- ¡Sí! ¡Ándale! ¡Órale!
Dos.- Okey. ¡Vamos a empezar!, colóquense rápido, esa pareja para acá, (da otras instrucciones) ¡corre música! (pone la grabadora)
(Al terminar de bailar, en el último paso una chica, la principal, se cae lastimándose el tobillo y pegándole a su compañero que se desmaya, todos espantados se acercan a ver, se oye que piden un médico, una camilla. Entra Ignacio con Lupita)
Ignacio.- ¿Qué pasa aquí? ¿porqué tanto grito?
Uno.- Que bueno que llegas Nacho, Caty se lastimó y Juan está desmayado
Ignacio.- ¿Qué sientes Caty? ¿te duele mucho?
Caty.- Mucho, no sé que es, ¡hay! Me duele, no me muevan
Ignacio.- Llévenla a la enfermería
(La cargan y salen, Juan recupera el conocimiento y también lo sacan)
Ignacio.- Me sigue la mala suerte.
Dos.- Y te seguirá, porque con esto la mamá de Caty se va a enojar y vas a ver la que se te arma, con eso de que el vestuario es de ella, capaz de que hasta nos lo quita (sale y salen todos tras él)
Ignacio.- ¿Cómo me fui a meter en esto? Ya me lo decía mi madre: por metiche vas a tener muchos problemas
Lupita.- Pero vale la pena Nacho, recuerda que es por nuestras mamás.
Ignacio.- Nuestras mamás, ¡hay mamá me estas sacando canas verdes, hay mamá!
Lupita.- Ya, toma las cosas con calma, tranquilo (se acerca, lo abraza, lo consuela y él se aprovecha)
Ignacio.- Mamá, mamá, mamacita…
(la va a besar cuando entra Poeta, quien se tropieza por ir concentrado en sus pensamientos, sigue caminando mirando hacía abajo, haciendo ademanes y choca con Ignacio y Lupita, el personaje habla siempre para sí mismo)
Poeta.- Perdón, ya estoy aquí, llegué antes ¿verdad? Bueno eso me ayuda para ensayar yo solo, veamos, si me coloco aquí la voz saldrá más fuerte, y las luces me darán   … menos a los ojos… veamos, como se oye… (inicia su poema)
(Lupita e Ignacio se hacen a un lado, lo oyen con atención y cuando Poeta sale, ellos vuelven al centro)
Ignacio.- En que íbamos mamacita
Lupita.- Quietas las manos Ignacio, íbamos en que te tranquilizaras y como te estas pasando mejor te dejo, voy a ver si vienen los demás compañeros. (sale)
José.- (Entra al salir Lupita) Y ora, que le pasa esta, (a Lupita) adiós puerta, ¿qué hay, ya están todos?
Ignacio.- (amenazador) Conque ya cayó ¿verdad? Y la besaste ¿verdad? Y tres veces ¿verdad?
José.- (hincado, melodramático) ¡Nooo! Por favor, no me mates, te lo ruego, soy inocente, te dije la verdad pero…
Ignacio.- Pero mira la nariz que te creció por mentiroso (se aleja)
José.- Me salió bien ¿verdad? Esta escena la tengo puesta para cuando la directora vea a mi mamá en el festival. Por cierto ¿cómo va todo?
Ignacio.- Se lastimó Caty, la de danza regional
José.- Chale y ¿ora?
Ignacio.- Salió a la enfermería, a ver que pasa
José.- Mira, ya llegaron los otros (les chifla) esos, apúrense que ya se hizo tarde
(Entra el grupo de danza moderna, el vestuario es bastante alocado)
Uno.-Tranquilicen sus ánimos, que ya llegaron los artistas del momento, los grandes, los únicos, los bailadores de Papantla.
Ignacio.- ¿Están todos?
Uno.- Seguro, cuando tú quieras
José.- Pues le vamos dando antes de que se enfríen
(Música, bailan su coreografía)
Ignacio (Cuando terminan) ¿Eso van a bailar?, ¿no tienen algo más tranquilo, más adecuado a la ocasión?, acuérdense que es para nuestras mamás, un rock, cha cha cha, mambo o algo así.
Uno.- Párale tu carro, si vamos a bailar nosotros no las jefas. Ultimadamente si quieres, si no, mejor hay muere, vámonos chavos, que se acabó la fiesta
José.- No muchachos, no se vayan.
Ignacio.- No es para tanto, espérense
(Intentan detenerlos pero no lo consiguen)
Ignacio.- Se fueron, que haré, que haré
José.- No te preocupes, les decimos a los de la rondalla que toquen más canciones, al fin las mamás son re’románticas, eso les gusta y hasta lloran
Ignacio.- con nuestra rondalla van a llorar pero de pena porque cantan muy feo
José.- Feo pero con mucho sentimiento, a propósito ahí vienen, te dejo, voy a buscar a Juanita, nos vemos al ratito.
Ignacio.- (muy atento, amable, barbero) Qué bueno que llegan ¿cómo están? Pásenle, pásenle, están en su casa.
Uno.- Discúlpanos por llegar tarde, pero…
Ignacio.- No, calla, no te preocupes, no hay ningún cuidado, quieren ensayar ahorita o descansar primero.
Uno.- Mejor de una vez porque tenemos que…
Ignacio.- Como quieras, anden empiecen si quieren…
(Toca dos canciones la rondalla)
Ignacio.- ¡Qué bonito les salió!, ¿por qué no cantan otra?
Uno.- Porque son las únicas que nos sabemos.
Ignacio.- ¡Me quiero morir! (se pone a llorar)
(la rondalla sale despacio, tratando de no hacer ruido)
Ignacio.- ¿Porqué a mi, Dios mío? ¿porqué?
Lupita.- ¿Qué te pasa? ¿porqué lloras?
Ignacio.- (Se pone a llorar más para que lo consuele) Por… por nada (llora)
Juanita.- ¿Qué pasa Lupita, que le hiciste?
José.- (canta imitando a Bosé) «los chicos no lloran, solo deben luchar»
Juanita.- (Pellizca a José) ¿Qué pasa?
Lupita.- Nada, que los nervios lo están matando
José.- Bájale, no te preocupes, porqué no llamamos a los chavos y a ver que hacemos.
(Salen José, Lupita y Juanita, mientras Ignacio se queda solo, pensando, triste. Al poco van regresando los chicos, primero Lupita con el Grupo de Danza moderna)
Lupita.- Aquí están los primeros.
Uno.- Ya estamos, no te preocupes
Juanita.- (entra con Rondalla) Aquí están los rondalleros
Uno.- Tranquilo mi Nacho, a ver que hacemos
José.- (entra con Danza regional, en silencio, preocupados) Ya llegamos
Ignacio.- ¿Cómo está Caty?
José.- Se fracturó el pie, ya vino su mamá por ella y… se enojó y no… no va a prestar el vestuario.
Ignacio.- Me muero (pausa) ¿y el poeta?
Lupita.- No lo vimos
Ignacio.- Bueno compañeros, sucede que no se que hacer, los de regional ya no van a salir, los de rondalla solo tienen dos canciones, los de moderna están muy… Bueno no me gusta.
Uno de Rondalla.– Mira, hay que ver que nosotros hacemos lo que más se puede para que nuestras mamás estén contentas
Uno de danza moderna.- Cierto, a ella les gusta que estemos en estos rollos, a la mía hasta le enseño unos pasitos.
Uno de danza regional.– Sí, aunque lo hagamos mal ellas se divierten y nos aplauden.
Lupita.- Sí, pero lo más importante es que aprovechemos este día para darles algo de nosotros, es el detalle lo que importa.
José.- Y eso, a las viejas les encanta (mira a Juanita y ella lo pellizca)
Uno Rondalla.- Ya platiqué con los compañeros y sí podemos poner otras dos canciones.
Ignacio.- Gracias chavos, con los de danza, el poeta y si ustedes cantan esas dos canciones ya la hicimos
(Ruidos de cosas que se caen, entra el Poeta con un pañuelo ensangrentado, cubriéndose la nariz)
Poeta.- Rompí las guitarras
Todos.- ¡No!
Ignacio.- ¿Y ahora que hacemos?
Juanita.- Ya sé, porqué no (los junta para decirles algo en secreto)Lupita.- ¿Están todos de acuerdo?
Todos.- ¡Sí!
(Salen)
Ignacio.- (Con saco y corbata) Queridas madrecitas, les agradecemos su presencia a este festival, les pedimos unas disculpas porque todo lo teníamos preparado para ustedes no lo pudimos realizar, tuvimos muchos problemas pero pensamos que a veces son más importantes los detalles y que ustedes comprenden el esfuerzo que hicimos. Lo que hoy les ofrecimos es nada comparado con lo que ustedes nos han dado: la vida
(Salen, se oyen las mañanitas con mariachi y regresan con una flor que entregan a la mamá)

Foto: GabrielaP93 en Flickr.
Fuente: sabersinfin.com

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (8 votos, media: 3,13 de 5)
3.13 5 8
Loading ... Loading ...