Londres, para mejorar tu inglés y para hacer turismo

Una de las mejores fórmulas para perfeccionar el inglés es viajar precisamente a la capital del país dónde surgió el idioma, Londres. Si además de esta mejora idiomático, podemos aprovechar la ocasión para hacer un poco de turismo en la city mejor que mejor

Cada vez están más de moda los viajes a Londres como un paso definitivo en el aprendizaje del idioma inglés. Existen muchas academias y empresas que ofrecen estancias para aquellos estudiantes que quieran perfeccionar el idioma con varias semanas de estar al cien por cien en un entorno anglosajón. Pero si eres de los que no temes las aventuras, no hace falta que contactes de esta forma y así te ahorrarás unas libras y lo que es más importante, tendrás total libertad de movimiento y de horarios para practicar tu inglés sin supeditarte a lo que te indiquen.

El Palacio de Westminster y el famoso Big Ben son de visita obligada en Londres

Porque creedme que no seréis los únicos que vais a Londres para aprender o mejorar el idioma y hay una enorme cantidad de academias céntricas que se adaptan perfectamente a los horarios e intensidad deseada. Y haciéndolo de esta forma, os ahorraréis dinero y unirse a unos grupos inamovibles. Además, al estar localizado en zonas céntricas nos permitirá salir de clases y aprovechar las horas restantes para lanzarnos a la caza de la ciudad londinense. No os engaño y es casi inacabable por lo que siempre tendrás lugares que conocer.

Si hubiera un listado imaginario de destinos imprescindibles a visitar para mí sería: El Palacio de Buckingham, la Torre de Londres, el Big Ben y la Abadía de Westminster formarían este club selecto. Pero admito que me dejo muchos lugares de interés, pero lo bueno es que según cuales sean tus gustos irás descubriéndolos poco a poco.

Desde que tengo memoria siempre he sentido una gran atracción por este símbolo londinense, quizás la culpa la tenía la serie de dibujos animados de La vuelta al mundo de Willy Fog. Desde mi infancia ya quería conocer esa torre que parecía rasgar el cielo y cuya presencia me impresionaba tanto.

Para comenzar, el Big Ben es el nombre con el que se le conoce a la Gran campana de Westminster y claro es dónde está la gran Torre del Reloj con sus cuatro relojes de enormes dimensiones. Su aspecto elegante junto con el conjunto que se forma con la torre y el palacio, es sin duda una imagen imborrable. El hecho de que forme parte de una maravilla arquitectónica como es el Palacio de Westminster se ha ganado con derecho propio un lugar destacado en las visitas. Hay que tener en cuenta que el palacio forma parte desde el año 1987 del listado de Patrimonio de la Humanidad.

Fotografía: MD111

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...