Frases célebres de los jefes

Los jefes tienen expresiones para cada necesidad y hoy recordamos aquellas con las que nos motiva, reprende o evade, según la ocasión. Comparte tus frases!

Nuestros jefes tienen frases que, como latiguillos, motivan o castigan

Nuestros jefes son, cada uno, muy especiales y si ya llevas algo de tiempo trabajando con él os conocéis en profundidad (laboralmente) y te puedes anticipar (laboralmente hablando) a lo que dirá o pedirá.

Es que, en cierto grado, todos somos previsibles en el trabajo, incluso, cada uno de nosotros, jefes o subordinados tenemos citas o expresiones que usamos como muletillas en las mismas circunstancia (o en todas) para motivar o comunicar.

Algunas de estas frases ya son clásicos y la mayoría de sus subordinados anteriores y actuales las recuerdan y las asocian al «jefe«, formando parte de la descripción de la persona.

No importa que tu jefe no sea un ilustre pensador contemporáneo o un destacado de la literatura, sus frases célebres nos motivan o divierten; aquí algunas de las que hemos podido recopilar entre colegas, lectores y amigos:


  • Es para ayer
  • ¿¡Cuál estrés!?
  • ¿Ya, tan temprano?
  • ¿Cuál reglamento?
  • No me voy contento.
  • Ese no es tema de RH.
  • Si me entiendes, ¿verdad?
  • Media hora y nos vamos.
  • El jefe siempre tiene la razón.
  • No importa…, es solo dinero.
  • Me mandas un mail cuando termines
  • Y mañana nos vemos aquí temprano
  • No entiendo, ¿cual es la pregunta?
  • Pueden o traigo a alguien que pueda?
  • Necesito soluciones, no más problemas.
  • ¿Y por qué crees que necesitas un aumento?
  • Mmmm… no sé… como que le falta algo
  • ¿Te acuerdas de que me pediste vacaciones?
  • Chicos, me voy pero les encargo el trabajo.
  • Esto debe ser un equipo de alto rendimiento.
  • Ok nos vemos mañana, pero no apagues tu móvil.
  • Todos pensamos que sería un éxito, ahora ve como lo arreglas.
  • Los presupuestos son guías, pero hay que cumplirlos.
  • ¿Estan conmigo o están contra mi? (cumplimiento de metas).
  • Dios premia los esfuerzos… La Compañía solo los resultados.
  • Demuestra que te mereces esa promoción, luego halamos.
  • No das soluciones, no propones, no das resultados, muy mal, muy mal, pero sigue trabajando como hasta ahora.
  • No estas enfermo, lo que te falta es trabajo.
  • No, no me llegó, vuélveme a mandar el mail (sobre un correo que se envió, pero que no leyó).
  • Ya ves, cómo sí estás atento (sobre un asunto en el que uno lo corrige)
  • No la contraté para que pensara, ¡trabaje y ya!
  • Deja que lo veo con mi jefe y te aviso.

Seguramente tu jefe ha usado algunas de estas frases en más de una ocasión, ya sea para motivarles o reprenderles, pero ¿tienes tú o tu jefe alguna frase que no esté aquí? Compártela!

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...