La Generalitat ofrecerá 3.000 becas de comedor a escolares malnutridos

Los escolares con mayor riesgo de severidad alimentaria podrán beneficiarse de una de las 3.000 becas íntegras de comedor escolar que ofrecerá la Consejería de Enseñanza. La medida ha sido aplaudida por el Síndic de Greuges, pero ha alertado que las becas son un paliativo del problema y ha instado a las administraciones a hacer más esfuerzos por erradicar la malnutrición infantil.

El Síndic de Greuges de Cataluña, Rafael Ribó, ha valorado positivamente la medida anunciada por la consejera de Enseñanza de la Generalitat, Irene Rigau, sobre el pago íntegro de la beca de comedor a 3.000 estudiantes en situación de extrema severidad alimentaria por la crisis. Sin embargo, el Síndic de Greuges ha rechazado que esta actuación sea la solución “principal” a la malnutrición infantil a la que se ven sometidos un gran número de escolares.

En declaraciones a la cadena Catalunya Ràdio, Ribó ha celebrado la rápida actuación de la consejera de Enseñanzas al ofrecer 3.000 becas de comedor alegando que “cualquier medida en la línea de combatir el problema es bienvenida”. No obstante, también ha explicado que la carga de la desnutrición infantil no puede recaer sólo en las espaldas de la Consejería de Enseñanza, dando un toque de atención al resto de administraciones para evitar que los niños se vean forzados a pasar hambre por culpa de la crisis.

La creación de 3.000 becas íntegras de comedor para los alumnos con situación de extrema severidad alimentaria ha sido reconocida como un paso positivo, pero en opinión de Ribó no es más que “un instrumento más para paliar la situación” y no da respuesta a la raíz del problema de malnutrición de los estudiantes. Para empezar a vislumbrar el alcance real del problema, el Síndic de Greuges ha reclamado al consejero de Salud de la Generalitat, Boi Ruiz, a que aclare el número de niños afectados por la malnutrición y desnutrición en Cataluña tras meses de declaraciones con cifras distintas.

Al respecto Ribó ha señalado que en el último documento remitido por la Consejería de Salud a la Sindicatura, el pasado 29 de enero, no se especificaba una cifra concreta de alumnos afectados. En el documento se hacía referencia al actual trabajo del departamento para completar los protocolos de detección de los casos de desnutrición infantil, aunque se añadía que “aún no saben precisar cuántos son”.

Asimismo, Ribó ha recordado que mucho antes que el Síndic de Greuges alertara sobre esta problemática en las escuelas catalanas en agosto del año pasado, fueron las entidades sociales de Cáritas, Banc dels Aliments y Cruz Roja quienes pusieron la voz de alarma ante la malnutrición infantil. De momento, la Generalitat ha tomado cartas en el asunto y ofrecerá 3.000 becas completas de comedor a los alumnos con mayores necesidades alimentarias, mientras se precisan los protocolos para conocer el alcance real de esta situación en Cataluña.

Foto: Tdring

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...