Juegos para reír y divertirse

En esta oportunidad os brindaremos algunos juegos divertidos cuyo principal objetivo es hacer reír a los niños, jóvenes o adultos. Son juegos que pueden ser realizados para cualquier edad y serán una efectiva arma para distender, relajarse, compartir un bello momento a pura risa e incluso para romper el hielo o para que las personas se desinhiban.

¿Qué historia están contando estos pies?

En esta oportunidad os brindaremos algunos juegos divertidos cuyo principal objetivo es hacer reír a los niños, jóvenes o adultos. Son juegos que pueden ser realizados para cualquier edad y serán una efectiva arma para distender, relajarse, compartir un bello momento a pura risa e incluso para romper el hielo o para que las personas se desinhiban.

Así, ya sea que estén frente a un nuevo grupo, que varias personas se unan a un grupo existente, o simplemente para cortar la tensión de algún momento (por ejemplo en épocas de exámenes) o para divertirse y unir al grupo, podrán emplear estos divertidos juegos.

Comenzaremos con la Venta de cosas absurdas. El objetivo de este juego, aparte de generar risas y desinhibir a los integrantes, es desarrollar la capacidad oral y la argumentativa. Para poder comenzar a jugar se necesitarán fichas con cosas u objetos absurdos, por ejemplo: un peine para pelados, un pañal para perros, un babero para elefantes, una bocina de avión, etc. Estas fichas se colocan todas juntas en alguna bolsa o caja y, de a uno, los participantes cogerán una ficha. Luego, cada uno ellos deberán pasar al frente del grupo, contar qué ficha tienen y, durante un minuto, tendrán que tratar de vender lo que dice la ficha, argumentando y diciendo todos los beneficios que dicha cosa tiene.

El segundo juego trata de dramatizar refranes. Y además de hacer reír, romper el hielo o desinhibir, pretende desarrollar la habilidad de comprensión, tanto para comprender como para transmitir mensajes o significados. Para proceder con la dramatización de refranes se necesitan, como se puede apreciar, refranes. También que los integrantes del grupo se dividan en pequeños grupos (tres personas aproximadamente). Se pondrán en una bolsa los distintos refranes y luego cada grupo cogerá un refrán y tendrá unos minutos para pensar cómo dramatizarlo. Pasado este tiempo, cada grupo expondrá la dramatización del refrán que le tocó tratando de que las restantes personas adivinen qué refrán es.

Por último, contaremos una historia con los pies. Es un juego muy divertido que también persigue alimentar el ingenio de los participantes y la expresión corporal. Para este juego se necesitan distintas fichas con oraciones que puedan ser interpretadas con los pies, por ejemplo: estaba caminando pisé una cascara de banana y me resbale; caminando se me pego un chicle en la zapatilla; fui a bailar tap; estaba subiendo una montaña, me tropecé con una piedra y casi me caigo; etc. Cada participante cogerá una ficha y pasará al frente para contar la oración que le tocó con sus pies. A todo esto, el resto del grupo tratará de adivinar lo que los pies están contando.

Espero os gusten estos juegos y os divirtáis mucho.

Fuente: UCH

Foto: Pies por sara.musico en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...