Estudiar alemán ¿Cómo?

El alemán es una lengua de origen indoeuropea que pertenece al grupo de las lenguas germánicas occidentales, una de las más importantes del mundo y de las más habladas de la Unión Europea. Con las facilidades que actualmente otorga el sistema europeo, aprender cualquier lengua de la Unión puede servirnos para conseguir trabajo o estudiar más allá de nuestras fronteras. Es más, en estos precisos momentos Alemania se ha transformado en el país que marca el ritmo del resto de los europeos en materia de desarrollo y empleo, por lo que conocer la lengua puede ser una buena oportunidad de crecer laboralmente. Es más, hace poco nos enterábamos que Ángela Merkel anunciaba que su país buscaba ingenieros españoles con conocimientos en alemán para trabajar en el país.

¿Te imaginas poder leer los periódicos alemanes?

No obstante, el alemán comprende mucho más territorio que el de Alemania, pues se habla como idioma oficial en Austria, Suiza, Liechtenstein, Tirol del Sur (Italia) y algunas zonas de Bélgica o Dinamarca. Así pues, nunca está de más apropiarse de una lengua extranjera que nos interese para desarrollar nuestra profesión, o simplemente por el placer que nos produce el conocimiento.

¿Cómo y dónde aprender alemán?

Eso dependerá de las ganas que tengas, y del tiempo y dinero que quieras invertir. Si eres de los que trabajan y no puedes dedicarte en cuerpo y alma al estudio, te recomendamos que realices algunos cursos online que empezarán a orientarte. De esta manera asimilarás las bases del alemán y estarás preparado para una de las máximas cuando no se acude a clase: conseguir ser autodidacta. Libros, manuales, películas en versión original, tándems… cualquiera de estas herramientas puede serte de utilidad. Nosotros te recomendamos los cursos de alemán a distancia del Intituto Goethe, que es la máxima autoridad en lengua alemana en el extranjero (algo así como el Instituto Cervantes para el español). Los hay de todos los niveles y puede realizarse mediante Internet, por libros o por casettes.

Si eres menos constante o piensas que necesitas una guía, te recomendamos seguir cursos presenciales en este mismo Instituto, aunque es probable que encuentres otras academias en tu ciudad, como por ejemplo la Escuela Oficial de Idiomas (EOI) de las diferentes comunidades, que además resulta muy económica. Lo esencial, como siempre, es poder contar con profesores nativos y un buen plan de estudios que nos haga trabajar de manera progresiva y sin agobiar. También existen cursos intensivos con el Instituto Goethe, una buena manera de estudiar en Alemania y disfrutar de su cultura. Las clases particulares con algún profesor nativo pueden ser una opción tanto complementaria como absoluta, pues el cara a cara siempre funciona muy bien

Como ves, aprender un idioma, en este caso alemán, es una cuestión de ganas y esfuerzo… pero todo el mundo puede conseguirlo.

Foto por quapan en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...