Razones por las cuales necesitas colaboradores si eres autónomo

Los colaboradores son la mejor forma de que los autónomos crezcan sin tener que contratar empleados. Busca colaboradores externos en las tareas que no puedas hacer o en las que no estés especializado

Colaboradores autónomo

Cuando emprendemos un negocio, muchas cosas cambian. Una de ellas es el hecho de que parece que estás solo, especialmente en autónomos que ofrecen sus servicios como freelancer. 

Esto es porque estos profesionales no ganan suficiente dinero como para poder tener empleados por cuenta ajena, así que se convierten en una especie de hombre orquesta que hace todo. Sin embargo, hacer esto es un error y podría ralentizar tu crecimiento. Entonces, ¿Cuál es la solución si no podemos contratar gente? Buscar colaboradores.

¿Por qué buscar colaboradores si eres autónomo?

Un colaborador no es un empleado contratado por cuenta ajena, sino otro profesional como tú que ofrece servicios. La diferencia principal con el empleado es que el colaborador solo te cobrará por tareas concretas, sin tener que hacer un contrato de trabajo de larga duración ni pagar pluses. Además, el colaborador se encargará de su propia Seguridad Social y sus propios impuestos.

Un autónomo debería rodearse de buenos colaboradores, ya que podrá crecer más de esa forma. Puede externalizar ciertas tareas improductivas que le hacen trabajar demasiadas horas, dedicando sus horas a algo más productivo o a descansar.

Entre estos colaboradores están los asistentes virtuales, los cuales realizan las tareas administrativas. Están especializados en este tipo de tarea, ayudándote a hacerlo más rápidamente.

También hay especialistas en áreas en las que podrías flojear, como el marketing o la atención al cliente. Al rodearte de colaboradores expertos, podrías dedicarte a tiempo completo a tu trabajo y dejar a profesionales especializados que hagan estas tareas, aumentando tu productividad y probablemente tus beneficios.

Otros colaboradores son los compañeros de profesión, es decir, los que realizan las mismas tareas que tú. En lugar de verlos como competencia los podrías ver como socios, mandándoles el trabajo que tú no puedas hacer y subcontratando sus servicios.

Subcontratar servicios puede ser una gran oportunidad de crecer profesionalmente, pues podrás hacer más servicios de forma simultánea y captar un mayor número de clientes. Se trata del paso previo a tener empleados y es una gran forma de hacer que tu negocio crezca de una forma más rápida, además de reducir tu jornada laboral.

Eso sí, ten en cuenta que no puedes delegar todo y dejarlo todo en manos de los demás, ya que la responsabilidad del proyecto es tuyo. En el caso de que entregues algo mal hecho y no lo hayas revisado, puedes perder reputación. De este modo, todavía tienes que supervisar, formar y controlar a los colaboradores.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...