España, el país donde más fácil es perder el empleo

La OCDE alerta en su último informe de la precariedad cada vez mayor del empleo en España, que se convierte en el país de la organización donde más fácil es quedarse sin trabajo.

Pese a las continuas palabras sobre la recuperación económica y del empleo en España que nos llegan desde el Gobierno, de vez en cuando entran en escena organismos internacionales para ponerle los pies en el suelo al Ejecutivo con demoledores informes. El último ha sido la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico), que en un informe recién publicado indica que España es el país desarrollado donde más fácil se puede perder el empleo.

El informe de la OCDE va más allá, y deja a España como el país con un empleo de peor calidad, a la cola en todos los aspectos estudiados y a la altura de países como Estonia, Grecia, Eslovaquia, Polonia, Hungría o Turquía. Además del riesgo de perder el empleo, la OCDE también destaca la dificultad de encontrar un nuevo trabajo tras el despido, lo que lleva a los españoles a darle más importancia a tener un empleo fijo que portugueses o griego; llegando a ser un elemento clave para la satisfacción en la vida.

Otros dos aspectos evaluados y en los que España está en la cola de la clasificación son los ingresos y el ambiente laboral. Respecto a la remuneración por hora, los 15 dólares de media españoles dejan al país en el puesto 20 de 32, eso si, por detrás de todos los países de la zona euro incluida Grecia. En este sentido, la OCDE destaca que la reducción de salarios no mejora la competitividad sino que solo sirve para hacer a las empresas más rentables, lo que hace aumentar la pobreza y reducir el consumo estancando así la economía.

En cuanto a los niveles de estrés, España aparece en el lugar 29 de la tabla de «buena atmósfera de trabajo», superando solo a tres países. Uno de cada cinco de españoles asegura trabajar en un entorno estresante, mientras que cerca del 50% asegura que no tiene a su disposición los medios necesarios para cumplir con su trabajo. Daneses y holandeses son los miembros de la OCDE que se sienten menos estresados y afirman disponer de todos los recursos necesarios para poder desempeñar su labor.

Finalmente, la OCDE pone el ojo sobre la temporalidad de los contratos, destacando que el 88% de nuevos contratos temporales es una cifra muy elevada. Entre los colectivos con más posibilidades de hacerse con uno de estos contratos están los jóvenes y los trabajadores con poca formación. Aún así, desde la organización destacan el buen papel de la reforma laboral de 2012, aunque pide al Gobierno más esfuerzos para que la contratación sea indefinida.

Vía: eldiario.es

Foto: Antonio Tajuelo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...