Un acercamiento a los Trabajos en Crucero

Trabajar en un crucero significará un cambio radical en el estilo de vida de la persona. Trabajar en el mar es completamente diferente a trabajar en tu país y debes considerar con detenimiento antes de inscribirte al programa, si es la elección correcta de acuerdo a los objetivos que quieras alcanzar.

Hace algunas semanas mientras comía en un restaurante de la universidad con unos amigos vi en la televisión que la hija de un conocido artista de la farándula local dejaba su carrera artística por irse a trabajar con su novio en un crucero. A raíz de la noticia los programas de magazines sacaron algunos reportajes con títulos como Los cruceros más caros del mundo, El crucero del amor, Los Titanics Modernos, bueno ustedes ya se imaginan. Nadie duda que estos viajes trasatlánticos sean el paraíso terrenal –o acuático, como sea- para los millonarios excéntricos que gastan miles de dólares al día en viajes como este, pero ¿Cómo viven los trabajadores en un crucero? ¿Cuáles son los requisitos para aspirar a un trabajo como este? y lo mas importante ¿Me conviene trabajar en un crucero?


Foto: El Portal de los Barcos

Primeramente, trabajar en un crucero significará un cambio radical en el estilo de vida de la persona. Trabajar en el mar es completamente diferente a trabajar en tu país y debes considerar con detenimiento antes de inscribirte al programa, si es la elección correcta de acuerdo a los objetivos que quieras alcanzar.



En cuanto a las características del trabajo debes tener presente que:

Tiempo de contrato: En general el contrato laboral es por 6 meses, en incluye un período de prueba por 90 días

Pasaporte y otros documentos: Los candidatos deben tener un pasaporte válido, previamente a ser embarcados en un crucero. A veces es necesario tramitar visas, como la C1 -D visa para Tripulantes de Cruceros y Aviones y que sirve para desembarcar o embarcar en los Estados Unidos. Sí aunque no lo creas también debes tener visa para estar en un barco.

Remuneración Económica: El salario y las propinas o comisiones son pagadas a bordo, en dólares americanos o Euros, dependiendo de la compañía. Los salarios mensuales varían de acuerdo a la vacante a desempeñar y las responsabilidades. El salario mínimo es de $ 600 dólares y se puede ganar hasta $ 4700 dólares por mes. Definitivamente la paga es uno de los factores más atractivos para inclinarse a postular por este tipo de trabajo.

Además, los pasajeros suelen dejar propinas por los servicios adquiridos dentro del barco, las cuales rondan el 15% del total del gasto y que incrementa el sueldo de los trabajadores. De esta manera, los empleados cobran una mensualidad fija, más una parte variable que se nutre de los ‘agradecimientos en metálico’ de los turistas. En otros casos este incremento se produce gracias a comisiones derivadas de la venta de excursiones o productos dentro del navío. Claro que no todos los puestos de trabajo tienen estos beneficios. Todo depende de la posición que se ocupe: es más probable que un camarero o un animador reciba más propinas que otros empleados que no tratan directamente con el público.


Foto: Destination 360

Hospedaje y alimentación: Alojamiento, comidas y uniformes son proveídos sin ningún costo para el empleado. Lo que te da una capacidad de ahorro tremenda teniendo en cuenta el salario que puedes obtener.

Horario de Trabajo: Es necesario trabajar siete días por semana, trabajando entre 70 y 80 horas por semana. Se trabaja en turnos de seis, cuatro u ocho horas. El trabajo es realmente duro ya que el barco esta en actividad las 24 horas del día. La jornada laboral de estos trabajadores comienza temprano -salvo para los empleados nocturnos-, generalmente a las cinco o seis de la mañana, que es cuando el barco atraca en el puerto.

Tendrás tiempo libre para comer y descansar y cuando el barco este en el puerto a veces podrás bajar a tierra. Hay que tener en cuenta que no todos los pasajeros descienden del barco en puerto y podrás ser requerido para ayudar a proveer de mercadería, etc. Y en muchas ocasiones será necesario que puedas levantar paquetes pesados.

En el caso de sumarse a la compañía, serás parte de un pool mundial de empleados. No podrás elegir en que barco deseas trabajar y no necesariamente estarás siempre en el mismo barco o área. Trabajarás todo el contrato y sin días de franco. Es requisito para todos los empleados compartir el camarote con otro empleado del mismo sexo. Los camarotes son de dos, cuatro o seis empleados, dependiendo de la categoría del barco y de la posición que desempeñes.


Foto: Travelling

Todos los empleados tienen que adherirse a las reglas de convivencia y regulaciones del buque. Como es lógico se realizan ejercicios de salvataje en forma regular como medidas de precaución. El empleado que quiera trabajar en cruceros, debe tener compromiso de trabajar duro, poseer muy buenas relaciones interpersonales, para brindar un servicio de alta calidad a los pasajeros.

Las compañías mantienen normas estrictas con respecto al orden y limpieza de las habitaciones, así como al consumo de alcohol y de tabaco, restringido a lugares y horarios determinados del día. Ahora bien, aunque el horario de trabajo está delimitado claramente, pueden ser requeridos para incorporarse a sus labores si surge alguna urgencia, incluso si se encuentran en sus horas libres, sin que este tiempo extra sea finalmente remunerado como tal. Además, la supervisión del trabajo es constante y las exigencias de calidad y de buen trato con los pasajeros es prioritaria.

El contrato es condicional, el empleado debe aprobar el examen médico y una prueba de drogas. Para poder acceder a los programas de empleo en cruceros que ofrecen diversas agencias son requisitos imprescindibles, tener un nivel de inglés acorde con la posición a la que aspira, experiencia conforme a los requisitos de la posición a la que aspira y eso si, muchos deseos de trabajar. Es importante poseer capacidad de adaptación, amplio criterio y flexibilidad para realizar diferentes tareas.

Pues bien trabajar en un crucero no es como lo pintan a veces. Eso de “Viajar por todo el mundo gratis y además te ¡Pagan!” o “Un trabajo excitante y fuera de toda rutina, en un staff multinacional” son simplemente ganchos para atraer a los jóvenes. Debes tener claras las cosas sino quieres desilusionarte. El trabajo en un crucero como todo trabajo implica su cuota de sacrificio, la remuneración es bastante buena y exige mucho de ti mismo.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...