Carta para pedir vivienda

La carta solicitando una vivienda o una hipoteca dará una imagen seria de nosotros y ayudará al destinatario a evaluar mejor nuestro expediente. Debe ser formal e indicar los documentos que se adjuntan.

A la hora de dar el gran paso de independizarse y comprar o alquilar una vivienda, muchas veces -por no decir todas- nos pedirán que demostremos nuestros ingresos. Para ello, deberemos redactar una carta pidiendo una vivienda o una hipoteca al banco, y nuestro mejor aval para ello será la nómina con la que justifiquemos los ingresos que tenemos; así que vamos a ver cómo escribir esta carta.

Da igual si somos asalariados, autónomos o una empresa en busca de un local, siempre tendremos que presentar un expediente de solicitud de hipoteca. Se trata de un expediente en el que debemos incluir una gran cantidad de documentación, así que podemos acompañarlo de una carta en la que informemos al banco, al casero o al encargado de tramitarnos la compra o alquiler de todos lo que hemos adjuntado.

Si lo hacemos, daremos la impresión a nuestro interlocutor que somo personas serias e informadas, además de ordenados, lo que sin duda le generará más confianza que si llegamos a las reuniones sin tener claro donde está cada papel. Además, facilitamos su tarea ya que ganará tiempo a la hora de montar el expediente de riesgos, por lo que nosotros nos ganamos su afecto y ellos ganan tiempo.

Como siempre, lo primero que debemos hacer es empezar la carta por la fecha e indicar en el asunto «solicitud de alquiler, compra o hipoteca y nuestro nombre». Antes del asunto podemos añadir el destinatario, y a continuación nos presentamos e indicamos nuestro propósito. Es una pura formalidad, ya que el interlocutor nos conoce perfectamente y sabe cuál es nuestro caso, pero es importante cumplir con los aspectos formales.

Tras esta introducción, señalaremos los documentos que hemos adjuntado, a ser posible por el orden en que los hayamos colocado o vayamos a hacerlo. Entre los que nunca pueden faltar están la fotocopia del DNI en vigor, una vida laboral actualizada, la última declaración del IRPF, el extracto bancario de los últimos mese,s la escritura de compra-venta (si la tenemos), el IBI, la escritura de todas nuestras propiedades, los últimos recibos de cada préstamo que tengamos, el contrato de alquiler actual (si vivimos en una casa alquilada) o justificantes de otros ingresos.

Ya hemos dicho que debe ser una carta formal, así que no insistiremos más en ello, aunque podemos presentar todos estos puntos en forma de listado. A continuación, podemos enumerar el restos de documentos que hemos aportado de acuerdo con nuestro empleo, antes de despedirnos a la espera de una respuesta y agradecer al destinatario su tiempo.

Vía: iAhorro

Foto: Revellín blog

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...