Modelos de carta de motivación

Te explicamos cómo estructurar una carta de motivación, te damos algunos consejos para una presentación perfecta y te enlazamos algunos modelos de carta de motivación.

Carta de motivación

La carta de motivación no está pensada para motivarnos a nosotros mismos. Más bien parte del hecho de que nosotros ya estamos motivados para trabajar en una empresa, o para ser admitidos en una institución académica. Pero en ambos casos, falta que quienes se encargan del proceso de selección piensen lo mismo que nosotros. Para convencerlos nada mejor que utilizar nuestra propia motivación para motivarles. Y ello significa sintetitzar en un documento breve y bien redactado todo aquello que nos hace idóneos para un puesto 0 plaza en un curso.

Esta sería una buena definición para explicar qué es una carta de motivación, y como vemos es muy similar a la carta de presentación. Incluso podemos considerarla una forma de denominarla. En cualquier caso, nuestra carta de motivación ha de seguir la estructura siguiente:

  • Tus datos como candidato en la esquina superior izquierda. En el caso de redactarla en un formulario online, es possible que ya exista un apartado exclusivo para ello. Entonces más vale no repetirse.
  • Fecha. Da exclusividad y vigencia a la carta, así que procura cambiarla aún cuando pienses utilizar la misma carta en más de una ocasión. Una opción que, dicho sea de paso, no es la más recomendable.
  • Saludo dirigido al destinatario. Bajo fórmulas como «A la atención de…» o «Estimado Sr….».
  • En el primer párrafo debes mencionar el puesto que solicitas, dónde lo has visto anunciado y porqué eres la persona idónea para él. Empieza dando tus datos de formación y experiencia más genéricos para, progresivamente, ir rumbo a los más concretos. Ten en cuenta con estos últimos que deben ser aquellos que te hagan más idóneo para el puesto que quieres desarrollar.
  • En un segundo párrafo puedes destacar aquellas habilidades personales que te hacen idóneo para el trabajo que deseas. Ojo con resultar vanidoso, pero también excesivamente humilde. No es el momento de quitarse méritos ni de mencionar rasgos negativos.
  • En el cierre de la carta, despídete educadamente y deja claro que quedas a su disposición para, si así lo desean, ampliar toda la información facilitada en una entrevista.


En la elaboración de tu carta debes tener en cuenta, además, estos factores complementarios:

  • No te excedas en querer lucirte. Evita palabras y fórmulas que no domines, podrías meter la pata o parecer demasiado presuntuoso. Ser breve y conciso es ser un gran escritor.
  • Buena presentación. No más de una página, márgenes adecuados y un interlineado que facilite la legibilidad. Reciben miles de cartas como la tuya, así que intenta que sea cómoda de leer.
  • El tono. Ser educado, pero sin llegar a ser servil, resulta complicado a veces. El tono idóneo consiste en no excederse con las fórmulas de cortesía, aunque siempre está bien utilizar alguna, y tratar siempre de usted. Hay que considerar que en el caso de empresas jóvenes y relacionadas con ámbitos como las nuevas tecnologías o las redes sociales, el tono informal (sin excesos) puede ser un plus. Básicamente, cambiar el ‘usted’ por el ‘tú’, pero sin caer en coloquialismos.

Como explicar no es lo mismo que ver, y un ejemplo dice más que mil palabras, te pasamos un par de recursos en los que encontrar una carta de motivación modelo. Son Donempleo.com y Contenidoweb.info. Esperemos que tanto estas webs como los consejos que te hemos facilitado te sean de mucha ayuda.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...