Síndrome del Edificio Enfermo

Desde hace unas décadas atrás, se han comenzado a desarrollar diversos estudios en relación a ciertos problemas que comenzaban a aparecer en las personas que se encontraban trabajando en espacios confinados. Es así como se llegó a lo que la OMS reconoce como Síndrome del Edificio Enfermo. Veamos unas primeras concepciones de este síndrome.

Síndrome del Edificio Enfermo

Síndrome del Edificio Enfermo

Tal como les he contado en mi experiencia laboral en una oficina con inadecuadas condiciones ambientales, hay miles y miles de personas que se encuentran en esta situación de estar trabajando en lugares pocos gratos, y que realmente hacen mal a la salud y ánimo de las personas que allí estén.

Con el pasar del tiempo, cada vez son más las personas que pasan mayor cantidad de horas en espacios cerrados como lo son las oficinas. En los países más desarrollados del mundo, casi el 90% de los trabajadores realiza sus labores en lugares cerrados. Situación ésta que lleva a las empresas a considerar como esencial la adecuación de las oficinas, preocupándose por el confort que esos lugares brinden a los trabajadores durante la jornada laboral.

Desde hace unas décadas atrás, se han comenzado a desarrollar diversos estudios en relación a ciertos problemas que comenzaban a aparecer en las personas que se encontraban trabajando en espacios confinados.

Los primeros síntomas que las personas que trabajan en espacios cerrados comenzaron a sentir, correspondían a cefaleas, irritación de las mucosas, sensación de cansancio, llegando, en algunos casos, a existir problemas de claustrofobia.


Como el inconveniente era cada vez más notorio y se incrementaba con el pasar del tiempo, se comenzó a estudiar el problema con mayor profundidad. Con la información recabada, se desarrollaron las estadísticas correspondientes y quedo evidenciado que “los lugares con problemas se encontraban muy asociados a las dificultades de la ventilación; renovación del aire viciado, edificios herméticos y con sistema de ventilación centralizados de control de ventilación, etc.”

Molestias y enfermedades que un edificio en mal estado causa en sus ocupantes

Molestias y enfermedades que un edificio en mal estado causa en sus ocupantes

Estos problemas son los que luego se los conoció como “Síndrome del edificio enfermo”, entre algunas de las diferentes denominaciones que se les da (Síndrome de la oficina enferma,  Síndrome del ojo del oficinista).

La denominación que utilicé, Síndrome del edificio enfermo (SEE), es la que la OMS, Organización Mundial de la Salud, utiliza desde el año 1982, reconociendo a este síndrome como enfermedad.

Pero ojo aquí, no es el edificio el que se enferma, sino los habitantes de dicho edificio. La OMS lo define como el conjunto de molestias y enfermedades que un edificio causa en sus ocupantes y cuyo origen está en el mal estado del edificio. La OMS fija un tanto por ciento para determinar si se puede o no hablar de SEE: si más del 20% de los ocupantes o trabajadores del edificio se ven afectado por molestias o enfermedades estamos ante un caso de Síndrome de Edificio Enfermo.

Existe una diferenciación que no quiero dejar de mencionar:

  • Edificios temporalmente enfermos: edificios nuevos y edificios de reciente remodelación que durante aproximadamente 6 meses dan lugar a enfermedades que luego desaparecen
  • Edificios permanentemente enfermos: las molestias o enfermedades no desaparecen a pesar de haber llevado a cabo diversas acciones para la solución del problema.

La OMS ha estimado alrededor del 30% al porcentaje de edificios modernos afectados por este mal. Porcentaje que alerta sobre este problema.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 4,00 de 5)
4 5 1
Loading ... Loading ...