Acoso moral en el trabajo

El Mobbing, o acoso moral en el trabajo, cada día es más usual. Las consecuencias que esto trae aparejado son realmente muy graves en las personas que lo sufren, generando en ellas serios inconvenientes emocionales, orgánicos o físicos. Se convierte, realmente, en un proceso sutil de destrucción para quienes lo padecen.

Acoso moral laboral

Acoso moral laboral

El Mobbing, o acoso moral en el trabajo, cada día es más usual. Las consecuencias que esto trae aparejado son realmente muy graves en las personas que lo sufren, generando en ellas serios inconvenientes emocionales, orgánicos o físicos.

El acoso en este ámbito suele tener como acosador a un superior perverso, donde emplea contra su subordinado repetidos comportamientos hostiles, técnicas de desestabilización, maltratos psicológicos, discriminaciones, persecuciones, presiones excesivas sin tener en cuenta el cargo del empleado. En fin, toda una serie de actos no éticos, provocando graves problemas psicológicos en las victimas. Los jefes que actúan de esta manera, según los especialistas, suelen hacerlo por sentir una sensación amenazante de contar con empleados que gozan de la aceptación, en sus diversos aspectos, de todo el entorno. Actúan a la defensiva, correspondiendo a perfiles de tipo narcisista, paranoide, o psicópata organizacional, tratando de humillar a los empleados para fortalecer su autoestima y demostrar su poderío. También, el Mobbing se presenta de manera horizontal, cuando es el acoso entre compañeros o empleados de igual rango, pero en menor medida.

El acoso laboral se convierte en un proceso sutil de destrucción para quienes lo padecen. Los síntomas psicosomáticos son numerosos, reflejándose, en la mayoría de los casos, en insomnio, irritabilidad, cefaleas, taquicardias y falta de concentración. Esto, a su vez, produce bajas laborales intermitentes y, según los estudios sobre el tema, en un mediano y largo tiempo, la mitad de esos casos desembocan en cuadros como los síndromes de “Estrés postraumático” o los del “Trabajador quemado”, o bien en cardiopatías y cánceres.

En España, más de 2 millones de trabajadores sufren de este acoso psicológico en su lugar de trabajo. Los sectores donde más se evidencia son, en la Administración Pública, Medios de Comunicación y Servicios Asistenciales y ONG. La situación por demás es preocupante, no solo en España sino en todo el mundo, y que se agrava aún más por la crisis económica actual.

El Mobbing y sus consecuencias

El Mobbing y sus consecuencias

Muchas personas en estas situaciones poco pueden hacer, no hay recursos específicos para prevenirlo, aunque se están evidenciando movimientos y progresos en el tema. Iñaki Piñuel, uno de los mayores especialistas reconocidos y pionero en la investigación y divulgación del Mobbing o acoso psicológico en el trabajo en el ámbito español y europeo, ha reclamado, al igual que ha hecho la presidenta del Colegio Oficial de Enfermería de Guipúzcoa, la implantación de “Protocolos antiacoso” en las distintas organizaciones sociales, como única forma de prevenir un fenómeno que supone actualmente uno de los riesgos laborales más importantes. Estos protocolos deben mencionar taxativamente los comportamientos inaceptables y su sanción, como canales para receptar quejas y protecciones a las victimas.

Pero ahora, con poco empleo en la calle y sin soluciones especificas, me pregunto ¿Qué pueden hacer los empleados en esta situación, con el riesgo que hay de no poder encontrar otro trabajo? Quien tiene empleo lo debe conservar, más cuando hay familia de por medio, y así es como se permiten muchas situaciones inaceptables. ¿Dónde esta el limite de tolerancia? ¿Hasta donde uno puede apartar los valores y soportar estas situaciones? Esperemos prontas respuestas y prevenciones para este lamentable mal laboral.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...