Flexibilidad laboral

El lugar de trabajo, el horario de trabajo y las funciones de los trabajadores son definidos por las empresas en base a una política que no siempre tiene en cuenta los tiempos actuales y las ventajas tecnológicas.

Así, la mayoría de los trabajadores están obligados a cumplir un horario para desarrollar funciones tipificadas dentro de un espacio de trabajo que se encuentra inserto en el establecimiento de la organización.

Pero según una investigación reciente, no todas las tareas de un trabajador se desarrollan en el espacio de trabajo y en el horario de trabajo, pues en ocasiones las funciones de un trabajador conlleva visitar clientes, tener reuniones en espacios públicos u ocuparse de cuestiones importantes durante los fines de semana. El estudio indica que el 34% de los trabajadores realizan algún tipo de trabajo remoto fuera de la empresa y del horario laboral.

En estas empresas, el 34 por ciento de los empleados que trabajan fuera de la oficina, pasan alrededor de un 40 por ciento de su tiempo, ya sea en un sitio del cliente, en espacios públicos o en sus hogares.


Teniendo en cuenta estos datos, a la hora de postular la necesidad de mayor flexibilidad laboral, no sólo se pretende favorecer a los empleados para que sus horarios sean más flexibles, sino que también se está teniendo en consideración una necesidad empresarial y de los clientes de la misma a partir de la necesidad de todos, de mayor flexibilidad.

Los cubículos en donde los trabajadores solían pasar la mayor parte del tiempo de su jornada laboral han sido cambiados por hogares, hoteles, aeropuertos, restaurantes y cualquier otro entorno en que debe cumplir sus funciones.

Pero aún a sabiendas de estas necesidades crecientes de movilidad y flexibilidad, son pocas las empresas que permiten que sus trabajadores cumplan sus tareas de forma remota y, en general, se trata de grandes compañías que admiten tal modalidad para un selecto grupo de trabajadores.

Esto no es sólo porque se está haciendo más fácil y más barato trabajar a distancia, sino también porque cada vez es más claro que los programas de trabajo remoto benefician tanto a los empleados como a los empleadores a través de una mayor productividad, la reducción de los gastos generales y empleados más felices.

Fotografía: raulsantosdelacamara en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...