Consejos para caer bien en un nuevo empleo

Cuando uno comienza un nuevo trabajo, varias inquietudes se presentan ante la incertidumbre del nuevo ambiente laboral. Y ante estas dudas, los nuevos empleados deben ser cautos, más si quieren iniciar de buena manera las relaciones con quienes serán sus nuevos compañeros de trabajo. Por ello, existen algunas recomendaciones y consejos que suelen darse a las personas que inician un nuevo empleo. Si tú eres uno de ellos, lee y pon en práctica estos consejos.

Consejos para caer bien en un nuevo empleo

Cuando uno comienza a trabajar en una nueva oficina o empresa, suele preguntarse por varias cuestiones: ¿Cómo será el nuevo jefe? ¿Cómo serán los nuevos compañeros de trabajo? ¿Será bueno el clima laboral? ¿Qué me pongo? ¿Me llevo el tupper con la comida?

En fin, varias inquietudes se presentan ante la incertidumbre del nuevo ambiente laboral. Y ante estas dudas, los nuevos empleados deben ser cautos, más si quieren iniciar de buena manera las relaciones con quienes serán sus nuevos compañeros de trabajo.

Por ello, existen algunas recomendaciones y consejos que suelen darse a las personas que inician un nuevo empleo. Si tú eres uno de ellos, te sugiero que leas y pongas en práctica los siguientes consejos para una mejor imagen personal.


Ser puntual: Llegar al horario establecido da cuenta de tu responsabilidad y seriedad. En caso de que surja algún imprevisto y tengas que llegar tarde, no olvides de llamar a tu jefe o supervisor e informar el percance.

Salvapantallas neutral: El ordenador seguramente forme parte de tus herramientas de trabajo, así que debes cuidarlo y también dotarlo de una buena imagen. Con esto quiero decir que el salvapantallas que elijas o el fondo de escritorio deben ser neutrales. No es recomendable que pongas fotos de fiestas con tus amigos o dibujos excéntricos.

Música y programas para chatear: Antes de poner tu música o instalar algún programa para estar online con amigos y demás, consulta si puedes hacerlo. En el caso de la música, mantenla baja para no molestar a tus nuevos compañeros.

Móvil: Mantén tu móvil en modo silencioso y procura usarlo en casos de necesidad o cuando estés en descanso.

Llevar la comida al trabajo: Al tener que cuidar el bolsillo, muchos son los trabajadores que llevan sus almuerzos al trabajo. Si eres uno de estos, debes tratar que la comida no tenga olores intensos si la vas a comer dentro de la oficina. Esto puede molestar y causar desagrado a más de uno.

Visitas: Si alguien te pasa a visitar o a buscar para almorzar o a la salida del trabajo, diles que esperen debajo o en la entrada de la empresa u oficina. No es bueno que se dirijan hasta tu propia oficina o lugar de trabajo.

Cuidados personales: Llévate algunos accesorios de cuidado o higiene personal pero mantenlos fuera de la vista de los demás. Así podrás oler bien, cepillarte los dientes y estar siempre presentable. Utilízalos siempre en el tocador.

Decoración: Cuando te pongas a decorar tu escritorio u oficina siempre piensa en el resto. Si quieres una planta, la debes cuidar y procurar poner una que no produzca alergias. Por el resto de accesorios, deben ser neutrales o sutiles.

Con estos consejos, cuidarás esos pequeños detalles que no pasan desapercibidos por el resto de los trabajadores. Es mejor tenerlos en cuenta para comenzar con el pie derecho y fortalecer una buena relación con los nuevos compañeros de trabajo.

Foto: Compañeros de trabajo por Mundo Desconcertante en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...