Cómo detectar ofertas de empleo falsas

Muchas veces nos encontramos con ofertas de empleo que prometen imposibles o nos exigen pagar por adelantado. Son dos de los indicativos más claros de que son una estafa.

oferta

Muchas veces nos encontramos con la desagradable noticia de que se ha detectado una oferta de empleo falsa. Cuanto más elevado es el paro, más probabilidades hay de que los trabajadores que buscan empleo piquen y seguro que en los últimos años has recibido ofertas de empleo sospechosas en tu correo electrónico. El simple hecho de que nos pidan dinero por la oferta de empleo es razón de sobra para sospechar sobre quién está detrás de la oferta, pero hay muchos más trucos para identificar las ofertas de empleo falsas.

Los correos electrónicos

Hay muchos elementos que nos permiten detectar que una oferta recibida por correo electrónico es falsa. El más evidente es la ortografía. Si a la hora de redactar nuestro currículum o una carta de motivación hay que cuidar la ortografía y la gramática, en muchas ocasiones estas mafias utilizan un español deficiente. Los textos, nada personalizados, suelen estar sacados de plantillas, a veces en otros idiomas, por lo que son frecuentes las faltas de ortografía o los errores gramaticales y de concordancia fruto del uso de traductores automáticos.

También hay que fijarse en la dirección del correo electrónico. La gran mayoría de empresas tiene su propio servidor, mientras que en las ofertas de empleo falses los correos nos llegan desde cuentas de Gmail, Outlook, Yahoo o cualquier servidor que ofrezca cuentas de correo gratuitas. Tampoco se esfuerzan en ocultar los destinatarios, podemos comprobar fácilmente que el e-mail se ha enviado de forma masiva, algo nada habitual en las empresas. Y si recibes un e-mail de una empresa sin haber solicitado un empleo allí, sospecha.

Phishing

Es una de las prácticas más habituales y peligrosas de los estafadores, ya que utilizan un correo electrónico aparentemente oficial (de una empresa, ETTs o webs como InfoJobs, Monster y similares). El método para detectar la oferta es similar al anterior: comprobar que la dirección de correo que nos manda la oferta y la del destinatario sean correctas, sospechar si nos piden dinero, datos bancarios o personales, si hay enlaces que el antivirus detecta como sospechosos…

Pagar por trabajar en el extranjero

La emigración se ha convertido en la salida de muchos trabajadores, pero detrás de algunas ofertas para trabajar en el extranjero se esconden estafas. El patrón habitual de estos engaños son imágenes llamativas, un buen sueldo y el cobro de gastos (gestión, alojamiento, vuelos, etc.) de forma anticipada por métodos que no dejan rastro. Muchas veces, detrás de la oferta encontramos una empresa que no tiene presencia en nuestra ciudad o incluso en nuestro país. Antes de contestar, busca en la red opiniones de gente con experiencia con esa empresa.

Estafas piramidales

El teletrabajo ha experimentado un gran auge en los años de crisis, y el con él las estafas. No nos costará demasiado encontrar ofertas que prometen mucho dinero por trabajar desde casa montando cosas y luego revendiéndolas a terceros. Para empezar a trabajar tendremos que pagar por anticipado la materia prima, y ahí está la estafa. O nunca recibimos los materiales o son de pésima calidad. Lo mismo pasa con los objetos que tenemos que revender. Si hay que pagar por anticipado suelen ser una estafa.

También hay quien aprovecha para blanquear dinero a través de lo que se conoce como “mediador de transacciones”. El mecanismo es fácil no shacen un ingreso en nuestra cuenta corriente para que reingresemos ese dinero en otra cuenta a cambio de una jugosa comisión. Se trata de un delito grave y podemos acabar en la cárcel. Ante ofertas de este tipo no hay que pagar los materiales por adelantado si no hay un contrato de por medio ni aceptar pagos ni mucho menos cobros si no se desempeña ninguna tarea.

Teléfonos de tarificación adicional

Otra estafa bastante habitual es tener que llamar a un número de tarificación adicional. La oferta puede parecer totalmente normal, nada sospechosa, pero para más información tenemos que llamar a un número de teléfono que empieza por 803, 806, 807 o 905. Nos tendrán un buen rato a la espera y es probable que tengamos que llamar varias veces. Mientras esperamos una información que no nos llegará nunca, la factura del teléfono no dejará de subir.

Otras pistas

Ofertas de empleo que nos piden la incorporación inmediata al puesto de trabajo, que nos ofrecen un sueldo muy por encima de la media del sector o de lo habitual para ese empleo, ofertas donde no se detallan claramente las tareas o el puesto a desempeñar, empresas que nos piden un periodo de prueba sin remunerar, ofertas que llevan mucho tiempo en portales de empleo con cientos o hasta miles de candidatos apuntados… Todos estos detalles nos pueden hacer sospechar que una oferta de empleo es falsa.

Cómo denunciarlas

Si nos encontramos con una de estas ofertas de empleo, hay que denunciarla. En el Grupo de Delitos Telemáticos de la Guardia Civil o la Brigada de Investigación Tecnológia de la Policía Nacional se puede denunciar desde casa, igual que en cualquier comisaría de Policía Nacional o de las policías autonómicas como la Ertzaintza o los Mossos d’Esquadra. Si detectas la oferta falsa en un portal de empleo público o en el de una agencia de colocación, no dudes en contactar también con ellos para advertir este fraude.

Foto: oferta vía Shutterstock

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...