3 manifestaciones del miedo a la hora de postular a un trabajo

Puede que una de estas este paralizandote, observa cual de estas se identifica contigo y aprende como enfrentarlas

Estas son algunas de las manifestaciones de miedo que evitan que te postules a un empleo

A la hora de buscar un trabajo hay muchas personas que suelen tener manifestaciones o actitudes las cuales son provocadas por el miedo. Estas se pueden convertir en grandes barreras que pueden generar efectos negativos y mantenerte en el campo del desempleo por un tiempo más, hasta que los superes.

Muchas personas pueden llegar a pensar que es muy difícil conseguir una vacante y entrar en el área laboral, pero no cuestionan si están haciendo algo mal que puede estar provocando inconvenientes en la búsqueda, los cuales pueden ser para no enfrentar temores a la hora de buscar un trabajo en una zona diferente, empezar desde cero o tomar retos en el área laboral, y esto a la final hace que te estanques y no permitas tener un crecimiento no solo como persona sino también en lo profesional.

Si te sientes algo identificado con esto puede que estés lidiando con algún temor, lo ideal es evaluar la situación y conocer en realidad lo que ocurre, pensar con la mente fría y hacer una autoevaluación de las actitudes que posees para tener conocimiento. Pero si no te sientes capaz de hacerlo, escucha lo que dicen tus familiares o amigos al respecto, sin olvidar lo que te dijeron en tu última entrevista en una empresa, si quedaron en llamarte y han pasado semanas y aun sigues esperando en el banca del desempleo. Sin embargo, en esta oportunidad de enterarás de manifestaciones de miedo que puedes estar teniendo.

Conoce las 3 manifestaciones de miedo que puedes tener al buscar trabajo

El miedo se caracteriza por ser una de las emociones más fuertes y notorias en los seres humanos, este es capaz de generar una sensación que puede paralizarte y no dejarte que actúes como se debe, provocando hasta ansiedad o frustración.

Cuando un candidato para un empleo posee un poquito miedo es considerado un tanto normal, ya que a veces los cambios suelen dar temor, pero no debes dejar que este llegue a dominar la mente, porque es cuando puede haber problemas por falta de seguridad, que no te permitan avanzar.

1) Vergüenza

La vergüenza es definida como una emoción social y un tipo de juicio que hace una persona hacia sí mismo sobre las acciones que realiza, las que no considera favorecedoras, lo que genera una sensación negativa. Esto hace que la persona le tenga miedo a tocar las puertas de las empresas en búsqueda de trabajo, porque tiene la idea de ser inadecuado, y teme ser rechazado por no contar con las capacidades suficientes o necesarias.

En este aspecto también existe lo que se llama la vergüenza anticipatoria, la cual suele aparecer cuando se está ante la posibilidad de actuar, porque en la mente comienzan a circular muchos pensamientos que provocan limitaciones, y no permite arriesgarse por lo que deseas debido al miedo, rechazo o a no lograrlo.

2) Inseguridad

La inseguridad es uno de los principales miedos que pueden tener algunas personas a la hora de postularse para algún trabajo, esto es debido a que se sienten vulnerables y hasta intimidantes.

Esta sensación hace que el individuo se sienta menos ante los demás y frente al mundo respecto a su imagen, suelen considerarse como aquellas personas introvertidas y reservadas por lo que poseen baja autoestima, bien sea por su aspecto físico o por sus conocimientos, lo ideal es que no temas a equivocarte, atrévete a hacer cosas nuevas a arriesgarte, recuerda la que vida se trata de experiencia.

3) Control

Cuando decides buscar trabajo debes tener en cuenta que las emociones son energías muy poderos que así como unas pueden ayudarte, otras son como impedimentos que no te harán avanzar, es por esto que debes tener control de tus emociones durante el proceso de selección para un trabajo.

La falta de control suele repercutir significativamente en el proceso de concentración y no permite pensar con claridad. Si no te controlas a la hora de tener una entrevista en cualquier empresa esto puede ser notado por quien esté realizándola, restarte puntos y no poder obtener la vacante que está disponible.

Actúa de la mejor manera

Lo ideal es que al postularte para un trabajo no temas al atrevimiento, a las cosas nuevas y a los cambios. Recuerda que lo que pienses de ti mismo y cómo lo demuestres será tu mejor carta de presentación; el ser extrovertido, seguro, tener control y aceptar responsabilidades con compromiso tiene sus beneficios.

Si ya te equivocaste no temas volver a intentarlo, la vida está llena de oportunidades y si te identificaste con algunos de esos miedos mencionados es hora de cambiar por ti y para ti, así podrás avanzar, aprender y sobre todo progresar para ser cada día una mejor persona y profesional.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...