Modelo de carta de motivación para máster

Hay algunos másteres que, por prestigio o por número de plazas, exigen al candidato presentar currículum, expediente académico y carta de motivación. Esto último trae de cabeza a muchos aspirantes. ¿Cómo hacerlo? ¿Por dónde empezar? Te facilitamos algunos modelos para ello. Pero un consejo: no los copies, solo úsalos como referencia.

Concéntrate y déjate llevar

Aunque con la crisis dicen que para poco sirven, las bondades de estudiar un máster son de eficacia demostrada. A más formación, menos posibilidades de estar sin empleo, aún cuando el panorama se lo pone difícil a cualquiera. Sin embargo, no para todos los másteres basta con un título académico y un buen talonario. Hay algunos que, por prestigio o por número de plazas (o por ambas), exigen de algunos esfuerzos más. El objetivo: seleccionar solo a los mejores candidatos para amortizar lo que se presenta como una gran oportunidad formativa. Para ello se solicita el expediente académico, el currículum, y en ocasiones lo que se conoce como carta de motivación.

Si es tu caso, puede que te hayas puesto a buscar por internet una carta de motivación para máster y hayas dado con esta página. Lógico, puede que sea la primera vez que te pones a ello y no es una tarea fácil. Aunque su peso influye pero no suele ser determinante, la carta de motivación máster es la única oportunidad del candidato para hacer valer todo aquello que no tiene cabida ni en el expediente, ni en el currículum. O que la tiene solo de un modo muy superficial y sintetizado.

Antes de facilitaros algunos enlaces a modelos de cartas de motivación, debes tener en cuenta una cosa: utiliza estos modelos como guía, no como formulario para rellenar. Si quienes evalúen las candidaturas reciben más de una carta con estructura y frases de fórmula casi idéntica, lo más probable es que las descarten. Pon el máximo de cosas de tu cosecha. Como se suele decir, “sé tú mismo”. El modelo de carta de motivación para máster es solo una pista sobre qué escribir y cómo hacerlo.


Dicho esto, el Consello da Xuventude de Galicia ofrece en su web un ejemplo de carta de motivación, aunque en este caso destinada a adquirir experiencia en una empresa. Sin embargo, por su redactado y estructura también resulta idóneo para el caso que aquí nos ocupa. En lo que a especializados en máster se refiere, ofrecen un modelo en BuenasTareas.com, así como otro algo más breve en Cartasmodelos.com.

En cualquier caso, ten en cuenta que tu carta debe seguir la estructura siguiente:

  1. Primer párrafo: Estudios y trayectoria profesional. Eso sí, siempre haciendo hincapié en aquello que pueda resultar más útil y relacionado con el máster que deseas cursar. Para lo demás ya está el currículum y el expediente universitario.
  2. Segundo párrafo: Describir porqué te interesa este máster y cómo se adapta a tu proyecto profesional. Qué te puede aportar, sobre todo en lo que a posibilidades de futuro se refiere.
  3. Tercer párrafo: Es la hora de explicar el porqué de la elección, qué es lo que más te motiva del máster y qué es lo que crees que te aportará.
  4. Despedida formal.

Como ves, no es tan complicado. Claro que a la hora de la verdad uno se deja los sesos pensando qué puede poner para conseguir agradar lo más posible. Que no te obsesione. Piensa en una sola cosa mientras redactas: las ganas que tienes de conseguir esa plaza. Si lo haces, seguro que todo irá sobre ruedas.

Foto: Flammingcoppercat en Flickr.com.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...