El 75% de empleos destruidos eran de bajo nivel formativo

'Trabajo' en inglés

'Trabajo' en inglés

Cerca del 75% de los empleos destruidos entre el tercer trimestre de 2008 y el mismo trimestre de 2012 los ocupaban trabajadores con educación primaria o secundaria incompleta. En el lado opuesto, los puestos de trabajo que exigían una titulación de formación superior apenas han visto reducida su ocupación en estos cuatro años; según indica el estudio de Adecco y de Barceló y Asociados.

El estudio ha diferenciado entre cuatro niveles formativos: educación primaria (incluye a quienes completaron la etapa, quienes la dejaron incompleta y los trabajadores sin ninguna clase de estudios), educación secundaria incompleta, educación secundaria completa (incluye los que terminaron esta etapa y a los que, a más, realizaron estudios de formación profesional), y educación superior (abarca desde enseñanzas técnico-profesionales de grado superior, estudios universitarios completos o no, maestrías y doctorados).

De los 17,3 millones de personas que trabajaban en España el pasado mes de septiembre, el colectivo de personas con una educación superior constituyó el grupo más numeroso con un 39,4% del total de ocupados (6,8 millones de personas). Lo cual demuestra que tener una formación académica superior constituye una garantía para encontrar o conservar un empleo en este contexto de crisis económica.

No obstante, alcanzar un nivel educativo básico o complementarlo con la Formación Profesional también aumenta las oportunidades laborales. El estudio revela que las personas con formación primaria supusieron el 10% de personas ocupadas (1.734.800 trabajadores),  los ocupados con educación secundaria incompleta suponen el 26,5% del total (4.584.400 personas), y los que tienen educación secundaria completa el 24,1% (4.172.600 personas).

El País Vasco es la comunidad autónoma con mayor porcentaje de ocupados con educación superior y la única en la que representa más de la mitad de los ocupados con el 54,4%. La Comunidad de Madrid (49,9%) y Asturias (43,9%) completan el podio de comunidades donde más empleos para trabajadores con alta formación académica hay en activo. En el otro extremo se encuentran Extremadura (31%), Castilla-La Mancha (30,8%) y Baleares (28%) son las únicas autonomías en las que el colectivo de trabajadores con educación superior no es el más representativo.

Otra de las ventajas que ha revelado el informe es que a menor nivel de formación, la destrucción de empleo ha sido mayor. Desde el tercer trimestre de 2008 hasta el tercer trimestre de 2012, el número de ocupados se ha reducido en España un 14,9%; golpeando mucho más fuerte en aquellos puestos ocupados por personas con educación primaria, en los que la caída de la ocupación en estos cuatro años ha caído un 41,3%.

Entre los trabajadores que no completaron la secundaria, el empleo se ha reducido un 17,4%, mientras que entre los que sí la completaron el recorte llega al 16,6%. Por el contrario, las personas con educación superior han capeado la crisis y esta les ha afectado «mínimamente»; según el estudio, el número de empleados con alta formación académica ha disminuido un 0,1% en el periodo analizado.

Foto: opensourceway

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...