¿Se ha olvidado Silicon Valley de las mujeres en el empleo?

Silicon Valley sigue teniendo muchas acusaciones por su forma laboral con respecto a las mujeres

La discriminación laboral femenina se mantiene en Silicon Valley

La discriminación por sexo se evidencia en la cotidianidad, en especial en cuanto al desempeño de ciertos empleos, de hecho suele haber muy poca flexibilidad, e incluso exclusividad para su desempeño de ciertas actividades únicamente por hombres.

Un ejemplo muy notable está en ¿Quiénes conducen un Urbe? Si haces un poco de memoria, seguramente no recordarás haber visto a una mujer haciéndolo o con suerte una o dos. ProPublica, informa que en el último año este tipo de compañía de transporte de usuarios hizo anuncios únicamente para un sexo.

Anuncios solicitando solo personal masculino

En este tipo de empleo la cuestión está tan marcada que las ofertas laborales están dirigidas a hombre. De hecho comunicado, la Unión para las Libertades Civiles en América (ACLU) afirmó que la plataforma los anuncios estuvieron exclusivamente dirigidos a usuarios varones, debido a que ha sido pedido por las empresas anunciantes, e incluso los clientes de la red social.

De hecho la UCLU recuerda de que esto es una práctica «discriminatoria e ilegal» ya que se encuentra plasmado en las leyes estadounidenses, tomando en cuenta esto se ha optado por presentar una queja formal ante la Comisión por la Igualdad de Oportunidades en el Empleo.

La edad también está siendo discriminativa

El asunto no solo atañe a las mujeres, sino que se extiende a la edad, con respecto a esto la organización explicó que en la red social más usada del mundo como lo es Facebook permite a sus clientes diferenciar entre candidatos potenciales.

La organización de defensa de los derechos civiles manifestó que dicha red social recibe ganancias por filtrar anuncios donde son excluidas las mujeres y a los trabajadores mayores.  De hecho en el pasado mes de febrero, Facebook hizo cambios en su plataforma, los cueles reforzaron precisamente su política contra la discriminación en los anuncios.

Sin embarco la modificación se centró en los casos de discriminación por motivo de pertinencia a un grupo étnico o racial. Según ProPublica en el año 2016 dicha red social permite a los anunciantes excluir usuarios por raza. Y desde el año pasado se ha observado como los trabajadores de más edad son excluidos.

«Desde nuestros informes, Facebook ha eliminado la posibilidad de que los anunciantes excluyan a ciertas categorías de personas por raza, religión y origen nacional. Facebook no ha realizado cambios similares por edad y sexo», informa ProPublica.

Entonces ¿Silicon Valley discrimina a la mujer?

A pesar de presumir que se trata de un lugar  donde converge el mayor avance a nivel mundial, donde se tienen todas las necesidades satisfechas con solo usar el móvil, pero no ha logrado saltar algo tan polémico como es el tema de la discriminación de sexo.

En su carrera hacia el progreso ha marcado al parecer con una etiqueta a la mujer, esta capital mundial de la tecnología es señalada por discriminar e incluso acosa a las mujeres. Al punto que cada vez más interesados en el tema, como el portal de noticias ProPublica, que analizan y ponen en evidencia lo que ya sale a la luz y cada vez con más frecuencia.

De hecho dentro de Silicon Valley su personal está compuesto en su mayoría por hombres. Según cifras del 2017, en Google las mujeres no llegan al 30% de la plantilla. Cifras muy próximas a las de Twitter y Yahoo!. De hecho hay un estudio de Tracy Chou, que señala que en Pinterest, Mozilla y Airbnb solo el 12,42% de los puestos técnicos los ocupan mujeres.

Acusaciones

De hecho en Silicon Valley hay un gran número de acusaciones, muy evidentes o señaladas, de sexismo y de ageism, el término anglosajón para definir la discriminación por edad. El asunto ha llamado tanto la atención, que incluso las personas que están dentro han desarrollado métodos para contrarrestar esto.

Reconocimiento de lo prejuicios en los empleados y la empresa

De acuerdo al diario “The Wall Street Journal”, un  20 por ciento de las grandes empresas estadounidenses está creando programas donde se entrenen a los empleados para que ellos puedan identificar el tipo de prejuicios y en los próximos cinco años podrían hacerlo el 50%.

Un ejemplo, es Google, que está trabajando en corregir sus prejuicios de puertas para adentro, con ese tipo de programas de entrenamiento interno, de esta forma sus trabajadores comiencen a reconocer este tipo de prejuicios y sean más conscientes de sus sesgos de género, edad o nacionalidad.

Claro está que estos programas son guiados por personal externo a las compañías, ya que son quienes pueden enseñar a reconocer estos prejuicios. De  hecho los resultados que se han obtenido de este tipo de programas es que las empresas a identificar esa discriminación hacia las mujeres, los propios empleados terminan agradeciendo. Solo aquellas compañías que han reconocido este problema están cambiando esta mentalidad, con apoyo.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...