Muchos trabajadores finalizarán el año con menos poder adquisitivo

Banco Central Europeo

A pesar de la complicada situación que llevamos viviendo de un tiempo hasta ahora, en 2008 y 2009 los precios subieron menos que los sueldos y el poder adquisitivo de quienes conservaban su empleo se mantuvo más o menos en su sitio. Pero la cosa puede cambiar este 2010. Y es que los precios han aumentado un 2,3%, mientras que las retribuciones pactadas en los convenios solo han crecido un 1,3%. De este modo, muchos trabajadores finalizarán el año con una pérdida del poder adquisitivo.

Existe, no obstante, una cláusula de revisión salarial que permite adaptar los sueldos a las verdaderas necesidades del empleado, acorde con la inflación. Pero sólo un 28% de los convenios registrados en el Ministerio de Trabajo la contenían hasta el pasado mes de octubre. Si tenemos en cuenta, además, que no toda la población asalariada disfruta de un convenio, nos encontramos con que solo un 16% del total puede acogerse a dicha cláusula. Una situación que, como decíamos, ya se dio en años anteriores pero no con estos resultados. Y es que la subida del IVA y la de la tarifa eléctrica han provocado una aumento del IPC que dificulta un poco más el llegar a final de mes.

Con estos datos sobre la mesa, UGT y CCOO ya se han puesto en pie de guerra con la CEOE. Previniendo esta situación, los sindicatos habían acordado con los empresarios que, a pesar de la comprensible moderación salarial, necesaria ahora mismo, los convenios estarían sujetos a cláusulas que regularan la pérdida de poder adquisitivo. Algo que no ha sucedido.

También achacan al Ministerio de Trabajo parte de la responsabilidad, pues las discrepancias a la hora de incrementar los salarios en 2009 frenó la negociación de convenios y provocó que se registraran como válidos sólo aquellos en los que había acuerdo. Según los cálculos sindicales, hay entre 1.000 y 1.500 convenios que se han quedado ‘atrapados en el tiempo’. Si todos fueran revisados, la pérdida de poder adquisitivo se reduciría considerablemente.

Otra causa a destacar es que, a diferencia de lo sucedido hasta el 2009, este año no se han actualizado los sueldos según el objetivo de inflación del 2% marcado por el Banco Central Europeo. Muchas patronales no han seguido este sistema, buscando otras vías quizás menos beneficiosas para el trabajador.

La suma de todos estos factores pone trabas a los de siempre. Así pues, y una vez más, este año será difícil afrontar las compras de Navidad.

Foto: The powerful European Central Bank (…) UggBoy♥UggGirl en Flickr.com.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...