EEUU creó 214.000 empleos en octubre

Tras la creación de 214.000 empleos en octubre, los niveles de paro en los Estados Unidos han caído a los niveles del año 2008, con una tasa de desempleo del 5’8%.

Tras el varapalo electoral que sufrió en las elecciones parciales del pasado martes 4, las buenas noticias le llegaron a Barack Obama en forma de dato del desempleo. En octubre, Estados Unidos creó 214.000 nuevos empleos, lo que supuso un descenso de una décima en la tasa del paro, que se sitúa en el 5’8%. Tras conocer los datos de octubre, Estados Unidos se sitúa en los niveles de desempleo del año 2008, cuando la crisis todavía no había llegado a su punto culminante.

Desde el pasado mes de febrero, la creación de empleo ha evolucionado al mejor ritmo durante los últimos 20 años, aunque el dato de octubre es inferior a los 256.000 empleos que se crearon en septiembre y no alcanza las previsiones de Wall Street. Aún así, hay que recalcar que la bajada del paro registrada en los últimos meses se ha producido pese a la llegada de cada vez más trabajadores al mercado laboral. La tasa de participación se sitúa en el 62’8%, una décima más que en septiembre pero similar a la de los años 80.

En los últimos tres meses, Estados Unidos ha generado una media de 230.000 empleos al mes. Sin lugar a dudas, el sector privado ha tenido un papel clave en la reducción de la tasa de desempleo de los Estados Unidos, ya que lleva 56 meses -desde marzo de 2010- generando empleo de forma consecutiva. La media de empleos generados en el país desde el pasado verano concuerda con el potencial de crecimiento real de los Estados Unidos, aunque todavía tiene que corregir algunos puntos débiles.

Por ejemplo, igual que pasa en Europa, el desempleo juvenil o el paro de larga duración son dos de los principales retos del mercado laboral estadounidense. Un 18’6% de los jóvenes no tiene trabajo, y se calcula que hay 2’9 millones de estadounidenses sin trabajar desde hace más de un año, lo que representa un total del 32% de desempleados en el país. A todos ellos hay que añadir los 2’2 millones de personas que no buscan trabajo en un país con cerca de 319.000 millones de habitantes.

Otro de los problemas a los que deben hacer frente los Estados Unidos es a los 7 millones de personas que se ven obligadas a trabajar a tiempo parcial ante la imposibilidad de hacerlo a jornada completa. Todos estos factores explican, en parte, la debacle del Partido Demócrata en las urnas que les ha llevado a perder el control del Senado, lo que deja en el alambre alguna de las medidas estrella de Obama como la reforma sanitaria o la migratoria.

Vía: El País

Foto: Jerry Ferguson

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...