Huelgas legales e ilegales

El derecho de huelga es un derecho de todos los trabajadores, pero no siempre las huelgas que se realizan son legales. En algunos casos, si no se cumplen determinados requisitos y formalidades las huelgas no están conformes a la ley y son improcedentes. En este post nos centraremos en estos dos aspectos: cuándo una huelga es legal y cuándo una huelga es ilegal. Y para definir estos aspectos nos remitiremos al real-decreto que regula la huelga.

Trabajadores ejerciendo su derecho de huelga

El derecho de huelga es un derecho de todos los trabajadores, pero no siempre las huelgas que se realizan son legales. En algunos casos, si no se cumplen determinados requisitos y formalidades las huelgas no están conformes a la ley y son improcedentes.

El Real Decreto-Ley 17/1977, del 4 de marzo, regula las relaciones de trabajo. El texto de este decreto-ley establece diferentes artículos sobre la huelga, tanto sobre sus requisitos como cuando una huelga es ilegal.

En este último caso, el artículo 11 del mencionado texto especifica que cuando la huelga se inicia o sostiene por motivos políticos o con cualquier otra finalidad ajena al interés profesional de los trabajadores afectados, es ilegal.


Una huelga también es ilegal cuando:

  • Cuando sea de solidaridad o apoyo, salvo que afecte al interés profesional de los trabajadores afectados.
  • Cuando tenga por objeto alterar, dentro de su período de vigencia, lo pactado en un convenio colectivo o lo establecido por laudo.
  • Cuando se produzca contraviniendo lo dispuesto en el presente Decreto-ley, o lo expresamente pactado en convenio colectivo para la solución de conflictos.

Por su parte, el artículo 3 del real-decreto establece los requisitos para que una huelga sea procedente. Allí se determina que son los trabajadores, por intermedio de sus representantes, las personas facultadas para acordar la declaración de huelga. Así mismo, para que esta declaración sea válida, el articulo reza que “el acuerdo será adoptado, en reunión conjunta de dichos representantes, por decisión mayoritaria de los mismos.”

Además de ser los representantes de los trabajadores los que declaren la huelga, ésta puede ser declarada por los propios trabajadores del centro de trabajo que estén afectados por el conflicto. La votación que determine la huelga deberá ser secreta y se decidirá por mayoría simple. El resultado de esta votación tendrá que constar en acta.

Luego de que la huelga este decidida, los representantes de los trabajadores la deberán comunicar a los empresarios afectados y a la autoridad laboral. Esta comunicación, que debe incluir los objetivos y motivos de la misma, tiene que ser por escrito y notificada con un mínimo de cinco días naturales de antelación al comienzo de la huelga. En el comunicado también se debe incluir la fecha de inicio y la composición del comité de huelga, el cual no deberá superar las doce personas.

Cuando se cumplan estos pasos y requisitos, la huelga estará de acuerdo a la legislación. Y una vez que esta se inicie, la Inspección de Trabajo podrá ejercer su función de mediación en pos de que exista una buena y correcta solución al conflicto.

Fuente: Congreso

Foto: Huelga por CNT en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 1,00 de 5)
1 5 2
Loading ... Loading ...