La comunicación no verbal en la entrevista laboral

La entrevista laboral es un momento clave, y como tal, esta rodeada de muchas atenciones que no deben descuidarse. La comunicación no verbal, lo que se dice con el cuerpo, es sumamente importante en este evento. Debemos ser conscientes de lo que transmitimos con este lenguaje. En este post algunos consejos que pueden ayudarte.

Entrevista Laboral

Entrevista Laboral

El objetivo de una entrevista laboral es analizar la idoneidad del entrevistado, y quien lo este evaluando será un atento espectador del lenguaje corporal de la persona. Esta comprobado que el 55% de lo que se transmite en un proceso de comunicación humana, se relaciona con el lenguaje no verbal, es decir; con “lo que no se dice con palabras”. La imagen y actitud corporal que proyectamos es muy importante. Causar una buena impresión será uno de nuestros cometidos.

Como la entrevista se da en un contexto estructurado y jerarquizado, la comunicación no verbal se eleva como una de las principales fuentes de información sobre el postulante. Por ello, a no descuidar nuestros mensajes corporales, y tomar nota de lo que se detalla a continuación.

Saludo: El saludo es la primer interacción personal que hay. El más habitual es un apretón de manos; tanto para hombres como mujeres. Se deben estrechar las manos con las palmas abiertas y perpendicular al suelo; para denotar igualdad, si nuestra mano queda con la palma arriba o abajo estableceremos una relación de superioridad o sumisión. Se debe guardar una distancia de unos 50cm para no invadir el circulo intimo del entrevistador. También debemos prestar atención a que la fuerza del apretón sea moderada, y que la mirada en el saludo sea directa y sostenida, sin desviarla mientras se saluda al otro.

El saludo en la entrevista

El saludo en la entrevista

Pasado el saludo, esperen a que el entrevistador los invite a sentarse, sin ese gesto no lo hagan ya que pueden dar la imagen de ser compulsivos o irrespetuosos.

Sentarse: Al momento de sentarse el postulante debe ser cuidadoso y no adoptar posturas incómodas o inadecuadas que pueden obstaculizar el flujo libre de información. Lo aconsejable es sentarse apoyando toda la espalda en la silla con las piernas separadas y los brazos sobre la mesa o silla, o bien, se pueden cruzar las piernas de un modo cuidadoso.

Manos: Lo mejor es que siempre estén visibles y sin frotarlas; si la frotan será indicio de impaciencia. Tomen en cuenta que cuando hablan, si abren las manos formando la posición “ojiva” transmitirán seguridad. Cuando escuchen pueden apuntarla para abajo, como signo de atención.

Mirada: Debe ser frontal al entrevistador, sin mantener una mirada fija a los ojos por mucho tiempo por que resulta agresivo. En cambio, el hacerlo por momentos será sincero.

Durante la entrevista deben evitar tocarse la cara, porque en su mayoría son movimientos que hacen desconfiar a la gente por asociarse con el engaño, duda o incertidumbre.

 Algunos significados

  • Acariciar el mentón: estás tomando alguna decisión
  • Entrelazar los dedos: autoridad
  • Tirar de las orejas, jugar con el cabello o morderse las uñas: inseguridad
  • Frotar las manos o tamborilear los dedos: impaciencia
  • Apretar la nariz: que estás realizando alguna evaluación negativa
  • Mirar hacia abajo: que no crees en lo que te están diciendo
  • Inclinar la cabeza: interés
  • Palmas de la mano abierta: sinceridad, franqueza e inocencia
  • Tobillos unidos: aprensión
  • Manos en la mejilla: que estas realizando una evaluación
  • Manos cogidas a la espalda: ira y frustración
  • Brazos cruzados: actitud defensiva
  • Balanceo de pies (con piernas cruzadas): aburrimiento

Hay que ser muy conscientes de la comunicación no verbal. Cada movimiento que hagan tiene un significado que será tenido en cuenta por el entrevistador. Espero que el post os ayude para que sean más conscientes de lo que transmiten con su cuerpo.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...