Errores a evitar en una entrevista de trabajo

En este post de Buscar Empleo seguiremos compartiendo errores frecuentes que suelen cometerse en una entrevista de trabajo y que debemos conocer para tratar de evitarlos.

entrevista

El otro día compartíamos en Buscar Empleo algunos de los errores más frecuentes que los aspirantes suelen cometer en las entrevistas de trabajo, sigamos en esta ocasión con otros puntos a ajustar para tratar de ser lo más efectivo y adecuado posible a las expectativas de los empleadores, y tener éxito en esta instancia ineludible para conseguir un empleo.

Hoy más que nunca, con la crisis y con un mercado de trabajo debilitado y más exigente, será de utilidad conocer qué buscan los entrevistadores para preparar bien nuestra presentación y tener buenas posibilidades entre los aspirantes.

Además de centrarse en la experiencia laboral que tenga relación con el puesto al que uno se postula, también habrá que ser coherente y medido con el salario pretendido: el inflar de más el salario que nos interesaría percibir suele ser otro error bastante frecuente. La clave estará en encontrar el punto de equilibrio entre lo que necesitamos y consideramos justo y lo que la empresa puede llegar a ofrecer.

En este sentido, no será para nada mala idea buscar información sobre lo que se está ofreciendo en materia salarial en empresas similares para el puesto en cuestión. En ciertas ocasiones, una simple búsqueda en Internet puede darnos una idea más clara al respecto.

Y es aquí donde reside en gran parte el éxito de esta instancia, en el estar bien preparado. Por lo general, los reclutadores suelen optar más por entrevistas prácticas, siguiendo el estilo anglosajón. Los candidatos deberán estar entonces preparados para responder sobre cómo actuarían ante un caso real o situación particular en el ámbito del trabajo, desde la consecución de un objetivo en concreto hasta ante un desencuentro con un compañero.

También puede ser posible que, si se solicita buen nivel de una lengua extranjera, la misma entrevista se desarrolle en dicho idioma, o incluso que haya un ejercicio práctico. De todos modos, habrá que ser siempre cuidadoso con el lenguaje que se emplee, y con los modos, habrá que mostrar seguridad y capacidad para comunicarse, dar a entenderse y saber escuchar.

Por otro lado, aunque también relacionado con la impresión que dejemos, y aunque puedan parecer obviedades, siempre es válido recordarlas: ser puntual, tener buena presencia, higiene y pulcritud, y recordar apagar el móvil, evitando cualquier interrupción inapropiada, son puntos esenciales a tener en cuenta.

Finalmente, aunque no menos importante habrá que conocer bien la propuesta a la que nos estamos postulando: para poder responder bien las preguntas y retos que se planteen durante la entrevista, esencial será conocer exactamente qué se está buscando. Habrá que informarse sobre la empresa, el profesional o empleado que pretenden, el sector en el que se deberá desempeñar, los retos, etc.

Asimismo, mejor será conocer el nombre de los entrevistadores y su cargo, cuanto más se conecte con el entrevistador, más positivo será. Las nuevas tecnologías pueden ayudar también en este sentido, así que no se debe tener miedo a emplear LinkedIn para contactar con gente de la empresa y preguntarles sobre el puesto.

Foto Gangplank HQ en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...