Cómo preparar la información que debes tener antes de la entrevista

Si estás por acudir a una entrevista de trabajo, es momento de nutrirte de información para ser el mejor candidato y quedarte con el puesto.

Acudir preparado y con suficiente información a una entrevista de trabajo

En muchas ocasiones hemos hecho referencia a la necesidad de contar con cierta información antes de ir a una entrevista -acerca de la empresa, el puesto de trabajo de la solicitud, las competencias del mismo, las posibilidades de crecimiento, etc.-, pero más importante aún es saber cómo utilizar esa información para responder las preguntas de la entrevista y lograr ser mucho más impresionante que tu competencia.

Las razones por las cuales es importante que domines los temas simples y complejos del mercado, sector o industria en la que se define la empresa en la que aspiras ingresar es que, sencillamente, debes mostrar el interés de formar parte de un equipo de trabajo así como también el conocimiento y la inquietud de quien tiene interés en la empresa y el objeto de la misma. En otras palabras, a ningún empleador le agrada un empleado al que «le de lo mismo» hacer su trabajo en esta u otra empresa, simplemente porque su oficio es independiente de los fines de la empresa.

¿Dónde puedo encontrar esta información? ¿Cómo puedo realizar un seguimiento de la misma? Por otro lado, si tuviera que hacer esto una vez al año para una empresa, está bien; pero como demandante de empleo, vas a entrevistas varias veces al mes y es necesario hacer esta investigación y la recopilación de datos de todas las empresas. Es más que abrumador, ¿no?

Para hacer frente a la pregunta ¿De dónde saco esta información?, Google y LinkedIn pueden ser tus amigos. Puedes obtener información a través de búsquedas en Google, Yahoo! y otras fuentes confiables. Puedes encontrar más información en sitios como Crunchbase.com (sin costo) aunque tendrás que invertir tiempo en LinkedIn y buscar la información de contacto de la compañía con lo cual tendrás que buscar, investigar, analizar y conectar los puntos.


La diferencia entre alguien que se ha preparado para una entrevista y alguien que está improvisando es increíble. Preparar y sorprender al entrevistador es muy simple cuando tienes información que te permite deducir qué te preguntarán y preparar y pulir las respuestas para destacarte del resto de los candidatos.

Además, si consigues que el empleador sienta el interés y la dedicación que has puesto en conseguir información, que te has interiorizado de las particularidades de la empresa y el mercado, sin dudas es más probable que considere que quieres el empleo aunque te falte experiencia para el puesto.

Fotografía: Fotopedia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...